Provincia de Cádiz

Detenidos 10 activistas de Greenpeace tras abordar un buque en Algeciras

  • La Guardia Civil también arresta a un cámara que filma la acción para evitar que la central térmica de Los Barrios reciba 88.500 toneladas de carbón. Se instruyen diligencias y pasarán hoy a disposición judicial

La Guardia Civil detuvo a diez activistas y a un operador de cámara freelance en aguas de la bahía de Algeciras durante la acción de la organización ecologista contra el buque carbonero Federico II. Entre ellos se encuentran los cuatro activistas que subieron a bordo del buque para impedir la descarga de carbón con destino a la central térmica de Los Barrios. Además están detenidos un operador de cámara que filmaba la acción y seis activistas que se encontraban en las zodiacs.

Fuentes del Instituto Armado, confirmaron anoche a este diario que la totalidad seguía detenida ya que se estaban instruyendo las diligencias en la Comandancia. Asimismo, se prevé que en el día de hoy pasen a disposición del Juzgado de Instrucción número 4, en funciones de guardia.

"Los activistas estaban tratando de evitar uno de los mayores atentados contra el clima: la quema de carbón. Pero una vez más se persigue a los que defienden el medio ambiente en vez de a los que atentan contra él", declaró Sara Pizzinato, responsable de la campaña de Energía y Cambio Climático de Greenpeace, a bordo del barco Rainbow Warrior.

Greenpeace vuelve a pedir a Zapatero que deje de financiar el carbón y se decida a asistir a la Cumbre del Clima de Copenhague para conseguir un acuerdo justo y vinculante para el clima.

La acción comenzó a las 11:00 horas, según informaron los ecologistas, cuando varios activistas, Vicenç entre ellos, subían a bordo del buque Federico II, de 240 metros de eslora y cargada con 88.500 toneladas de carbón de Colombia de la compañía Drummond.

El destino del carbón era la central térmica de Los Barrios, propiedad de la compañía Enel. Estrella y Vicenç, protagonistas de la campaña Activistas por el clima, participaron en esta acción pacífica y Vicenç es uno de los once detenidos. Greenpeace expone con esta acción que el principal causante del cambio climático es la quema de carbón mientras el Gobierno pretende dar luz verde esta semana a un Decreto para financiarlo. "José Luis Rodríguez Zapatero no puede pagar a las eléctricas para que quemen carbón, abandonar la lucha contra el cambio climático y pensar que la sociedad no se lo va a tener en cuenta", declaró López de Uralde, director Ejecutivo de Greenpeace España.

Según el colectivo, a falta de 28 días para que comience en Copenhague la cumbre mundial, Greenpeace señala al mayor emisor de CO2, el carbón. "En España no es posible producir carbón a costes competitivos y se importa el 60%. Por ello, y con la falsa excusa de la seguridad de suministro, se pretende aprobar esta semana un Real Decreto que primará la quema de carbón nacional en las centrales. Con ello no sólo no se evitará la inevitable desaparición de un sector no competitivo, también se perjudicará al medio ambiente y a la lucha contra el cambio climático, no favorecerá la creación de empleo, aumentará los costes del sistema eléctrico, romperá las reglas del mercado, perjudicará a las energías renovables, será contrario a la normativa europea y obligará a pagar por el carbón importado en concepto de lucro cesante", advirtieron.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios