Pasarela

De escritora a primera dama mexicana

  • Huidiza con los medios y detractora de convencionalismos, Beatriz Gutiérrez, mujer del presidente López Obrador, promete romper moldes

De escritora a primera dama mexicana De escritora a primera dama mexicana

De escritora a primera dama mexicana

Comentarios 1

Cada vez que un presidente electo toma el mando de un país, las miradas se dividen. Mientras unos piensan en programas políticos, promesas y cambios económicos, otra parte de la sociedad se centra en ellas, en las eternas compañeras, las primeras damas. La figura de la mujer del presidente ha pasado de ser un mero componente más de la imagen social de un dirigente, a un elemento claro de distinción que provoca que la opinión pública se muestre más o menos favorable al propio político.

La mujer del virtual presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, Beatriz Gutiérrez Müller, promete ser un punto de inflexión entre las figuras femeninas que solo aportan apariencia y representan el toque estético.

Se dijo que su abuelo materno era un ex militar nazi, pero esta información fue desmentida Hace unos días recibió críticas al confundir en Twitter la fecha de nacimiento de Nelson Mandela

Rodríguez se ha mostrado en contra de representar un papel que no la define. Una mujer de carácter, con las ideas claras y siempre dispuesta a formar parte del cambio que asegura que se inicia con la legislatura de su esposo. "La mujer benefactora de los años 40 que repartía a los niños pobres era muy bonita, pero eso ya cambió", aseguró durante una intervención en Veracruz. Un discurso muy crítico y atrevido que, sin embargo, ha conectado muy bien con el público femenino mexicano.

Hija de madre chilena y padre alemán, sus progenitores se conocieron en Chile, ciudad a la que llegó su abuelo tras una estancia en Alemania. Esta circunstancia ha provocado que durante la campaña electoral muchos apuntaran a que sus orígenes estuvieran relacionados con un ex militar nazi con el que comparte apellido. Los rumores pronto fueron desmentidos por la propia Beatriz que aludía a que su abuelo no era ese militar, sino un violinista, pintor y fotógrafo nacido en Ciudad Juárez.

Mujer de letras y corte intelectual, Beatriz es una apasionada de la cultura, además de una reconocida escritora en su país. Coincidió con el que ahora es su marido mientras trabajaba como asesora de comunicación para el Partido de la Revolución Democrática (PRD), donde López Obrador militaba desde el año 1989. Compartieron trabajo durante años, pero no fue hasta el 2003 cuando ambos comenzaron su relación sentimental. Años después tendrían a su primer y único hijo, Jesús Ernesto.

Vergonzosa con los medios, sus escasas apariciones públicas la convierten en una primera dama atípica que en más de una ocasión se ha alejado de su marido, ocupando su puesto en la sombra y llegando a convivir por separado. Durante las últimas elecciones mexicanas, la pareja se ha mostrado mucho más en público de lo que lo hacía antes y Beatriz ha cogido las riendas y ha empezado a moldear su propia figura.

Una figura que dista mucho de destilar la perfección que se le impone a una primera dama. Ya durante los primeros días de mandato ha generado expectación tras confundir en un tuit la fecha de nacimiento de Nelson Mandela.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios