Entrevista a Germán Beardo, candidato del PP a la Alcaldía

“Salimos a ganar porque El Puerto se la juega en estas elecciones”

  • El Partido Popular quiere ser de nuevo la lista más votada y evitar posibles nuevos pactos por la izquierda

  • El candidato se muestra convencido de tener “el mejor equipo de profesionales”

Germán Beardo, en el salón de plenos del Ayuntamiento. Germán Beardo, en el salón de plenos del Ayuntamiento.

Germán Beardo, en el salón de plenos del Ayuntamiento. / Andrés Mora

Comentarios 2

–Quedan poco más de seis meses para las elecciones municipales y usted ya tiene media candidatura confeccionada. ¿Falta alguna sorpresa por desvelar?

–Nuestra responsabilidad es llevar al Ayuntamiento a los mejores. Hemos incorporado a David Calleja, un experto e las fiestas de la ciudad, a Danuxia Enciso, una experta en Urbanismo, a Mari Carmen Lara, una persona de gran trayectoria en las políticas sociales de El Puerto, y a Carmelo Navarro, un empresario de éxito internacional. Hasta el primer trimestre de 2019 seguiremos conformando la mejor candidatura para llegar al Ayuntamiento y gestionar.

–¿Qué expectativas tiene el PP para las municipales?

–La sensaciones en la calle son muy buenas, se nota ilusión y confianza en el nuevo equipo que estamos conformando. Pero eso no debe producir una relajación en el votante que quiere un cambio de rumbo en el Ayuntamiento. El único proyecto que puede darle la vuelta a la gestión municipal es el del Partido popular, y todo lo que no concentre el voto de este proyecto puede dar lugar a que haya luego tripartitos o cuatripartitos que como nos dice la experiencia, de nada han servido para mejorar la ciudad.

–Parece difícil en estos tiempos obtener una mayoría suficiente. ¿Cómo ve el panorama de posibles alianzas postelectorales?

–Aún es pronto para hacer análisis de posibles pactos postelectorales. En nuestra expectativa está no solo ganar las elecciones siendo la lista más votada, sino alcanzar la mayoría suficiente para que el mejor proyecto pueda poner de nuevo el Ayuntamiento a funcionar.

–Ciudadanos podría ser un socio lógico pero hoy por hoy ni siquiera tiene candidato en El Puerto. Además las relaciones con el PP a nivel nacional se están enturbiando...

–Las relaciones políticas y personales con Ciudadanos en El Puerto son muy buenas, pero de nada sirve ahora valorar un escenario postelectoral cuando salimos a ganar. Si los ciudadanos nos colocan en una posible situación de alianzas, decidiremos qué es lo mejor para El Puerto, pero me gustaría que no volviese a pasar lo que pasó hace tres años y medio, tripartitos o cuatripartitos que no respeten a la lista más votada. El Puerto se la juega en 2019, y todo lo que no sea concentrar el voto en las siglas del Partido Popular será volver a caer en manos de IU, PSOE, Podemos, Levantemos y todas las marcas que están saliendo a la izquierda de la izquierda.

–En cuanto a la izquierda, parece que se avanza en la posible confluencia. Esto les perjudicaría electoralmente a ustedes...

–No entramos a valorar lo que hagan formaciones políticas alejadas de los principios y valores del PP, y que han demostrado que no han servido para gestionar el Ayuntamiento. Nuestro proyecto está en concentrar el mayor número de gente ilusionada por un cambio de rumbo.

Germán Beardo, candidato del PP a la Alcaldía. Germán Beardo, candidato del PP a la Alcaldía.

Germán Beardo, candidato del PP a la Alcaldía. / Andrés Mora

–Está usted protagonizando una intensa precampaña ¿Cómo le están respondiendo los portuenses?

–Con mucha ilusión y muchas ganas de cambio. Los propios vecinos y colectivos nos piden que vayamos a visitarlos, para que comprobemos de primera mano cual es el estado de abandono que tiene la ciudad. El Puerto necesita que la gestión municipal esté al servicio de los ciudadanos.

–Gracias a ustedes el presupuesto 2018 ha podido salir adelante. ¿Cree que fue un error el obstrucionismo de los primeros años del mandato?

–El error fue hacer un tripartito en contra de una mayoría de los ciudadanos que votaron al PP. Ese tripartito se formó por acuerdo de tres formaciones y fracasó al cabo de un año, con la salida de Levantemos del gobierno. El alcalde tenía que haber reconocido entonces que su propuesta no llevaba a nada y debía haber disuelto el gobierno, o haber llegado a un acuerdo con otros miembros de la Corporación. Nuestra propuesta siempre fue tender la mano, pero el alcalde siempre decidió buscar apoyos a su izquierda. Cuando ha cambiado de actitud siempre hemos colocado El Puerto por encima de las siglas, que es lo que nos reclama la ciudadanía. Hemos dado la estabilidad necesaria para que el Ayuntamiento no quedara absolutamente bloqueado.

–Ustedes dejaron el consejo de Impulsa y hablan ahora de posibles nuevos problemas en la empresa. ¿Cree que finalmente será posible su solvencia?

–Ya advertimos que la deriva de Impulsa, con las decisiones del equipo de gobierno, iban a tener consecuencias. Cuando a una empresa le quitas sus fuentes de ingresos y mantienes los gastos, circula hacia la quiebra. No se puede plantear un gobierno que esté contra todo y no de alternativas a la gestión de las empresas municipales. Como no se tomaron medidas, abandonamos los consejos de administración porque la responsabilidad civil y penal de los miembros del consejo no es política, sino personal. Ahora se nos ha dado la razón porque Levantemos ha salido del Consejo, y no me extrañaría que los empresarios lo hicieran también próximamente.

–Si gobierna el PP, ¿volverían a instaurar la zona naranja?

–El concepto de zona naranja ya pertenece al pasado. Lo que está claro es que las ciudades del siglo XXI van hacia la regulación del tráfico, y en Valdelagrana y Costa Oeste se produce una acumulación de vehículos que hay que regular. Nosotros estamos trabajando en un proyecto de regulación no solo del tráfico, sino también de movilidad en la ciudad.

"Estamos en una situación de absoluto desgobierno municipal, en la que IU y PSOE se miran de reojo"

–¿Cree que el pacto PSOE-IU llegará a 2019?

–No lo sé. Creo que no se puede tener una situación de absoluto desgobierno, en la que ya el PSOE e IU se miran de reojo y votan, no sé si parecer distintos o para parecer en desacuerdo, en función de lo que se les ocurra, como ha pasado con las caravanas o con el callejero.

–¿Piensa que El Puerto, a pesar de todos los problemas, tiene solución?

–Por supuesto. El Puerto es una ciudad única en Andalucía. Tenemos la suerte de contar con un gran patrimonio, un puerto deportivo único, la más alta gastronomía, un río explotable para el turismo, 22 kilómetros de costa, una sierra con un yacimiento arqueológico a sus pies… El Puerto debe ser una ciudad de primera categoría en Andalucía, pero eso sólo se puede conseguir con un gran equipo de profesionales dirigiendo las áreas de gestión e impulsando un proyecto que de soluciones. Hay que hacer una reorganización municipal y hacer eficaces los servicios. Poner el urbanismo al servicio de los empresarios, que no sea una carrera de obstáculos. Crear un destino turístico de primera, recuperando el centro, hacer una ciudad amable, con bolsas de aparcamiento y que sea transitable peatonalmente, y aprovechar la localización como centro de la bahía, conectada con los grandes núcleos de interés económico. Que los polígonos vuelvan a ser motor de empleo.

–¿Cuál sería su prioridad si llegara a la Alcaldía?

–Poner el Ayuntamiento a funcionar. Durante muchos años se ha ido degradando la ciudad porque no se han tomado las decisiones necesarias. Hay que cambiar el rumbo de la ciudad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios