Deportes

Dos quintas plazas más en el cierre

  • Las dos platas de Ona Carbonell, el mejor resultado de España en el programa de sincronizada

El equipo español, en la final de combo. El equipo español, en la final de combo.

El equipo español, en la final de combo. / TAMAS KOVACS / efe

Los españoles Berta Ferreras y Pau Ribes lograron la quinta posición en la final del dúo mixto libre con la interpretación del tema Romeo y Julieta de la película de Leonardo di Caprio.

A diferencia de lo ocurrido en el ejercicio técnico, la pareja rusa formada Mikhaela Kalancha y Aleksandr Maltsev consiguió la mejor puntuación por delante de los italianos Georgio Minisini y Mariangela Perrupato. Los rusos, por su parte, se llevaron el oro con 92,6 puntos por los 91,1 de los transalpinos, quienes se colgaron la medalla de plata.

El bronce fue para la pareja estadounidense formada por Bill May y Kanako Kitao Spendlove, con un total de 88,7667 puntos. Por delante de los españoles se clasificaron además los japoneses Atsushi Abe y Yumi Adachi, con 88,000 puntos.

Por la mañana, el equipo español de natación sincronizada cerraba su participación en la modalidad de conjuntos con un quinto puesto en la final de combo, prueba dominada por el equipo chino. Es la única prueba de la sincronizada en la que no participan las rusas, pues la consideran una disciplina menor.

Las chinas consiguieron 96,1000 puntos y se impusieron a la vistosa selección ucraniana (94 puntos), que fue plata, y a la japonesa que subió al tercer escalón del podio (93,2 puntos). España, como durante toda la competición, acabó por detrás del equipo italiano. En este caso las transalpinas sumaron 91,6667 puntos, uno más que las españolas.

La competición de natación sincronizada concluyó así con una cosecha para España de dos platas (Ona Carbonell), tres quintos puestos (en las competiciones de dúos, dúos mixtos y combo (y dos sextos en la rutina libre y técnica por equipos).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios