fútbol primera andaluza

"Quizá falte confianza pero hay calidad"

  • Adri Domínguez opina que el Recreativo puede estar arriba al final

Adri Domínguez, en acción. Adri Domínguez, en acción.

Adri Domínguez, en acción. / f.l.

Adri Domínguez es una de las incorporaciones efectuadas para el Recreativo Portuense por parte del tándem que forman Ángel Soler en la dirección técnica y Juanjo Durán sentado en el banquillo.

Este jugador había militado la temporada precedente en el Racing, en Tercera Andaluza, conjunto con el que solo disputó un partido por lesiones con los abductores, y contestó afirmativamente a la propuesta formulada en su día por Soler. Desde entonces, ha sido titular en un encuentro, el que el Recre empató (1-1) con El Torno 2009, disponiendo de minutos en todos los demás saltando desde el banquillo de suplentes.

"Cuando me sumé al proyecto del Recre acumulaba más de un año sin competir. Además, empecé la pretemporada más tarde que el resto, por lo que me está costando coger el ritmo. Calculo andar a un 65% de mi potencial, pero confío en sentirme al 100% dentro de dos o tres citas", reflexiona el futbolista, extremo por ambas bandas y en ocasiones destinado a la mediapunta.

Adri Domínguez se centra estos días en el choque que medirá a los suyos con el Balón de Cádiz, el viernes a partir de las 12:00 horas en el Marcos Monge. La derrota ante el Bazán (3-0) le trae malos recuerdos, por el marcador y por las circunstancias en que se desarrolló el duelo, en el que el Recreativo finalizó con cuatro expulsados: Isaías (58'), Kike (80'), Anzu (88') y, una vez finalizada la lid, Borja Ochoa.

"Durante la contienda nos echaron a tres compañeros y, ya duchado Borja Ochoa, se entera de que el colegiado también le había expulsado a él, se entiende que por alguna protesta", rememora Adri, quien señala que el arbitraje perjudicó mucho a los rojiblancos desde que Scapachini Román decretara penalti en "un leve contacto" de Rafi Cruz sobre Julio Periano. El extremo rojiblanco admite que la transformación del mismo por Javi Muñoz dejó algo tocada la moral, un desánimo que se acrecentó cuando, en el 44', Alba se marchó al contraataque y anotó "un gran gol, hay que reconocerlo" superando mediante vaselina a Pablo en el uno contra uno: "Que te metan el segundo y el árbitro pite el fin de la primera mitad te condiciona", apunta.

Adri Domínguez indica que los portuenses intentaron empatar en la segunda parte, pero algunas opciones se evaporaron cuando Rafi Cruz no transformó una pena máxima cometida sobre él mismo, así como con la acción del guardameta bazanero sacando un cabezazo de Isaías que el pivote rojiblanco, que no el árbitro, interpretó que ya había rebasado la línea. El 3-0 anotado por Foncu sentenció el marcador

El recreativista sabe que el emparejamiento que medirá al Recreativo con el Balón acaece bajo una circunstancia inesperada: la imposibilidad de alinear a los cuatro expulsados en San Fernando, coyuntura que afecta principalmente a la defensa, que se queda sin Kike, Anzu e Isaías, ausencias a las que se une la del ariete Borja Ochoa. "Ganar al Balón nos supondría un empujón de moral. Los resultados les están acompañando, pero son superables en el Marcos Monge", indica el futbolista, quien estima que el Recre puede estar arriba al final de la competición "si hacemos las cosas correctamente y trabajamos bien, pues hay calidad aunque quizá nos falte confianza".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios