Fútbol l Segunda División B

Punto de oro de la Balona

  • El conjunto de Burgueña se adelanta en el marcador gracias a un gol en propia puerta pero, sin apenas tiempo de saborear la ventaja, los ejidenses igualan

La Real Balompédica entró ayer en la Segunda B con buen pie tras cosechar un empate a un tanto ante el Poli Ejido que sabe a triunfo. Los albinegros gozaron de las ocasiones más claras y tuvieron más criterio a la hora de mover el balón en muchas fases del encuentro ante uno de los gallitos del grupo IV, que sacó a relucir los detalles de la calidad que se le supone que atesora con cuentagotas.

Cada equipo anotó un tanto, aunque bien pudieron ser dos por bando. El de la Balona fue un disparo de Joseph que tras estrellarse en el palo se paseó por la línea de gol, aunque no se sabe con certeza si atravesó la raya. El del Ejido fue anulado por un fuera de juego inexistente de Antoñito.

Los linenses cogieron el sitio sobre el terreno de juego antes que su rival y ya en el minuto 4 Coco puso un balón en profundidad a Enzo Noir, pero el meta Valerio se adelantó al argentino.

La Balona intentaba jugar el balón, sobre todo por el centro, y con esa filosofía hizo trabajar a Valerio, que tuvo que meter la mano a un disparo de Enzo Noir desde la frontal (19'). Precisamente desde larga distancia llegaron los intentos de la Balompédica en esta primera parte.

Joseph tuvo una de las ocasiones más claras del encuentro en el minuto 32. Zurdo condujo una contra tras un saque de esquina de los visitantes y vio la carrera del gibraltareño, que tras encarar a Valerio se escoró hacia la derecha y disparó con su pierna menos buena para que el cancerbero desviase a córner.

La segunda mitad resultó más emocionante que la primera, con idas y venidas a ambas áreas. Miguélez se marcó un detalle de calidad con una marsellesa, que arrancó los aplausos del Municipal, con la que se internó en el área, pero un zaguero se interpuso cuando se disponía a lanzar. La Balona se lanzó al ataque y recogió sus frutos pasada la hora de partido cuando Carlos Guerra llegó hasta la línea de fondo y centró para que Roberto introdujese el cuero en el fondo de su portería.

Sin embargo la alegría duró poco a la parroquia local, ya que el Poli empató nada más sacar de centro. Molina acomodó un cambio de orientación para Nakor, que definió por bajo.

En el minuto 87 el colegiado anuló un tanto a los ejidenses por un fuera de juego que no era de Antoñito. El delantero visitante recibió en posición correcta dentro del área y, eso sí, remató cuando la jugada ya estaba invalidada. Sin embargo, a renglón seguido contraatacó la Balona con un disparo de Joseph que dio en el palo y se paseó por la línea de gol.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios