alpinismo objetivo: mera peak Idilio del gaditano Yup con el Himalaya

  • El alpinista afincado en San Fernando afronta dentro de unos días su quinta aventura en la cordillera asiática

  • "Es el reto que más me motiva de todos los vividos allí"

José Manuel Jiménez posa en una de sus anteriores presencias en el Himalaya con parte de la cordillera como fondo.

José Manuel Jiménez posa en una de sus anteriores presencias en el Himalaya con parte de la cordillera como fondo.

Con 60 tacos en el carné de identidad, al alpinista José Manuel Jiménez Flores le quedan escasos días para emprender la que será su quinta expedición a la mítica cordillera del Himalaya nepalí, la que reúne las cumbres más elevadas del planeta. Conocido en el particularísimo mundillo de la montaña como Yup, este gaditano nacido en la capital de la provincia -en el hospital Mora- pero afincado actualmente en San Fernando conserva su mochila repleta de proyectos deportivos.

Este experimentado montañero de altos vuelos regresará el miércoles 10 de octubre a unos parajes asiáticos de los que posee grandes conocimientos, no en vano ya afrontó cuatro intentos en aquellos afamados picos, el último de los cuales, allá por 2015, se saldó con todo un éxito al hollar la cumbre del Island Peak, un seismil.

Ahora emprende un plan con ciertas similitudes, pero tan diferente a su vez, al de hace un trienio. El objetivo es otro seismil, en concreto el Mera Peak (6.476 metros). Esta vez se atreve prácticamente en solitario mientras en anteriores oportunidades formó parte de expediciones más numerosas. Yup ha contratado, mediante una agencia de expediciones, a un trío de nepalíes con diferentes funciones. El porteador y el sherpa le acompañarán hasta el campo base, situado a 5.400 metros, y el sherpa de altura será el encargado de subir con él hasta la cumbre. En cualquier caso, para no estar solo del todo ha contactado con un alpinista vasco llamado Haritz que también tenía la misma idea y ambos formarán tándem desde la salida del aeropuerto de Barajas.

El gaditano explica de esta manera las razones por las que se encaprichó del Mera Peak: "Me he decidido por esta montaña, entre otras cosas, porque solo llegar al campo base ya supone un esfuerzo muy grande. Los trekkings de la zona son más largos de lo habitual y con mucha diferencia de altura entre los campamentos. Por ejemplo, el segundo día ya hay que atravesar un paso de montaña, el Zatra La, a 4.600 metros para luego dormir a 4.400. Ese día nos aguardan nada menos que seis horitas de marcha. Otro aliciente añadido consiste en que esta zona del valle del Hinku es más despoblada e inhóspita que las más cercanas al Everest u otros ochomiles del Himalaya".

El Mera Peak no es en realidad el único obstáculo a salvar por José Manuel Jiménez y Haritz, su compañero ocasional. Desde Katmandú, la capital de Nepal, viajarán en avioneta hasta Lukla, un poblado cuyo aeropuerto, que lleva el nombre de Hillary en homenaje al primer conquistador -igualado con el sherpa Tenzing- de la montaña más alta del globo terráqueo, está considerado "como el más peligroso del mundo", según refiere Yup: "Su pista es muy cortita -explica- y el vuelo entra por un precipicio para más tarde encontrarse de frente con un muro de piedra".

Acomete este proyecto en un momento ideal a pesar de que a finales de junio fue intervenido quirúrgicamente de una hernia umbilical: "Estoy ahora mismo en plena forma física -asegura- y mentalmente muy preparado. La operación se adelantó para que diera tiempo de recuperarme y ponerme a punto".

Son ya cinco visitas al Himalaya, pero piensa que esta se ve revestida por algo muy especial: "Es el reto que más me motiva de todos los que he afrontado en el Himalaya, por ser una zona sin tanto trasiego de gente. El único contacto con el resto del mundo desde el segundo día será el teléfono satélite. Es algo muy llamativo permanecer tantos días desconectado de todo. Será la primera vez que viva algo así".

Lo peor es que apenas cuenta con apoyos, aunque destaca que la empresa jerezana High Pro Nutrition, del espeleólogo José María Galafate, le facilitará las proteínas necesarias porque en esta zona apartada del Himalaya no se encuentra carne ni pescado "ni de coña". Que aproveche.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios