Deportes

Contador desafía su pasado

  • El madrileño es el principal rival de un Froome que llega con dudas tras la Dauphine La carrera, que parte de Leeds, favorece a los escaladores

La 101 edición del Tour de Francia, que empieza hoy en la localidad de Leeds (Inglaterra), arranca con el desafío de Alberto Contador (Tinkoff Saxo), que desafiará al británico Chris Froome y a su propio pasado por el ansiado maillot amarillo en una de las rondas más novedosas de los últimos años.

Será la segunda ocasión que la carrera salga desde suelo británico en ocho años, con protagonismo para la zona de los Vosgos y los Alpes antes de los decisivos Pirineos. Se recorrerán 3.664 kilómetros con una única contrarreloj el penúltimo día. Los organizadores pretenden con estas novedades rejuvenecer un Tour ya más que centenario, al que el actual campeón, Chris Froome (Sky), se presenta como favorito tras ganar la pasada edición sin demasiados problemas ante la falta de rivales a su altura y, también, gracias al poderío de un Skydiseñado para llevarlo en volandas a la victoria.

Sin embargo, este año el británico no llega en su mejor estado de forma, algo que le impidió rendir a un nivel óptimo ganando únicamente el Tour de Omán y el de Romandía. En el último test fue decimosegundo en la Dauphine Libere, aquejado de un asma que le costaría una caída.

A pesar de ello, Froome no se deja intimidar por el buen estado de forma de sus rivales y confía en su potente formación para llegar de amarillo a París por segunda vez consecutiva.

Para impedir su doble corona aparecen nombres con sabor español. Sin el colombiano Nairo Quintana, el Movistar confía en Alejandro Valverde para liderar el conjunto español en busca de su primer Tour. De momento no ha logrado siquiera subir al podio, pero el murciano llega "sin miedo", preparado y arropado por un buen equipo para superar el octavo lugar firmado en 2013. Con todo, el peligro para Froome se llama Contador. El madrileño liderará un Tinkoff Saxo potente, casi más que el propio Sky, con el reto de sacarse la espina del pasado año. El de Pinto parece haber recuperado su chispa y quiere poner contra las cuerdas a Froome en la montaña, con sus cambios de ritmo eléctricos que muchas veces han sacado de punto al británico. Además, la única contrarreloj de la ronda gala de esta edición, el penúltimo día, le favorece, por lo que aún tendría tiempo de limar segundos antes de llegar a los Campos Elíseos. Algo tendrá también que decir el español, Joaquim Purito Rodríguez, que se ha centrado en el Tour para buscar' triunfos de prestigio por etapas, tanto en la de los muros en Inglaterra como en las seis de alta montaña.

La lucha por el podio comienza con un Froome menos popular en Reino Unido que Sir Bradley Wiggins, con el reto de seguir la racha que inauguró su compañero ausente, mientras que Contador perseguirá recuperar su reinado de años anteriores. ¿Quién regresará a la cima?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios