Polideportivo | Instalaciones

El Complejo Ciudad de Cádiz, con goteras en agosto

Una enorme lona recoge parte del agua que cae de la cubierta de las piscinas. Una enorme lona  recoge parte del  agua que cae de la  cubierta de las  piscinas.

Una enorme lona recoge parte del agua que cae de la cubierta de las piscinas. / Lourdes de Vicente

Comentarios 10

El Club Baloncesto Gades ha denunciado públicamente el pésimo estado del Complejo Deportivo Ciudad de Cádiz, cuya cubierta ha perdido la impermeabilización y basta con la humedad de la noche en el presente mes de agosto para que las pistas amanezcan encharcadas, propiciando la imposibilidad de su utilización. Galería gráfica: Estado del Complejo Deportivo Ciudad de Cádiz

En su comunicado, el club que preside Diego Zamorano recuerda que “el Ayuntamiento gestiona la política deportiva a través del Instituto Municipal del Deporte y se espera del mismo no sólo que facilite la práctica deportiva y el acceso a las instalaciones municipales de los cientos de niños y niñas de los diferentes clubes de Cadiz sino que dicho acceso sea coherente y proporcionado a la actividad de cada uno y con unas mínimas condiciones de habitabilidad y seguridad”. Sin embargo, la entidad lamenta que la situación actual del deporte base en la capital es “sencillamente desesperada y desesperante”.

El Ayuntamiento tiene previsto reparar el techo de la zona de las piscinas, pero no el del resto del recinto

Entrando en materia, señala que las instalaciones presentan “un estado calamitoso, sin mantenimiento alguno”, y apunta que este verano “después de mucho años sin poner un euro para el Pabellón Ciudad de Cádiz, por desgracia el único mínimamente presentable de la ciudad, lo inevitable ha llegado y la impermeabilización del techo ha desaparecido”. Como consecuencia de ello, precisa, “ahora hay goteras en todas las pistas”, goteras que se producen “ya no sólo con la lluvia sino en agosto con la mera humedad nocturna”. A resultas de ello, “las pistas no pueden utilizarse para entrenar ni lógicamente para jugar partidos”.

El Baloncesto Gades critica que “esta situación se hizo visible desde principios de año” pero no se ha hecho nada “para la solución de este gravísimo problema, no se ha dotado importe alguno ni nos consta que se haya sacado licitación alguna para la obra de reparación necesaria para la cubierta de la zona de las pistas”. El club aprovecha la ocasión para denunciar que “otros pabellones gestionados por el IMD y utilizados para entrenamiento como el Gadir tienen un suelo que no está apto para la práctica del baloncesto”

Más allá del estado de los recintos, también se pone de manifiesto el problema que se crea con el reparto de las horas “bajo un sistema totalmente discreccional, oscuro, no transparente, donde no prima el número de licencias federativas o de partidos durante la temporada de cada club, sino otras cuestiones de índole política”. Para colmo, se producen “sinsentidos tales como que nos pongan horarios de pista de minibásket (5 a 11 años) de 21:00 a 22:00”, horas nocturas que “no son lógicas para niños de esas edades”.

En su durísimo escrito, el CB Gades afirma no entender “el derrotero que ha tomado la política deportiva de este Ayuntamiento (con independencia del signo político) para que el deporte como complemento de la formación de los niños y jóvenes no sea la prioridad absoluta”, máxime cuando “somos conscientes de la desaparición del deporte municipal y hemos recogido con mucho gusto esa función”.

Tampoco se puede entender que “el Ayuntamiento haga un estadio de fútbol para un club profesional y eventos deportivos en la playa con un coste considerable, y le diga a nuestros hijos y jóvenes que no hay dinero para un suelo medio en condiciones en el Pabellón Gadir y para que no se caiga el techo del Ciudad de Cádiz a pedazos, que esas son las instalaciones que hay para ellos”.

Las circunstancias citadas motiva que un club como el Baloncesto Gades, “que debería estar dedicado a la formación y a la práctica del baloncesto y a la consecución de los éxitos deportivos a nivel colectivo o individual que nos avalan (jugadora en selección española y jugadores y jugadoras en selecciones provinciales y andaluzas), tenga que centrar gran parte de su tiempo y esfuerzos en quitar los palos que nuestro Ayuntamiento nos pone en las ruedas continuamente”.

Como no podía ser de otra forma, el club hace un llamamaniento al Ayuntamiento “para que de una vez resuelva el problema de las goteras del Ciudad de Cádiz y gestione el deporte de una forma razonable y eficaz, cosa que hasta ahora no se ha hecho”. Igualmente, advierte que “de lo contrario no solo será un recuerdo el deporte municipal sino los clubes deportivos de Cádiz, ya que terminaran trasladándose a otras localidades que sí tienen una política deportiva mínimamente eficaz o terminarán languideciendo y desapareciendo con la pérdida de generaciones de deportistas que se verán abocados a sentarse delante del televisor y jugar con su videoconsola”.

En todo caso, “como no nos resignamos a esta situación procederemos si no hay solución a tomar las medidas de protesta necesarias para que se ponga de manifiesto el problema existente en el deporte base de Cádiz, la situación calamitosa de las instalaciones deportivas y la oscura y errática distribución de horas entre los diferentes clubes”.

Para finalizar, el CB Gades carga contra “los políticos que sacan pecho y se fotografían con los deportistas cuando consiguen éxitos deportivos”, cuando lo que habitualmente no es de conocimiento general es la labor callada, sacrificada y por supuesto altruista de todas las personas que componen el denominado deporte de base”. Sin ir más lejos, el club quisiera hacer visible “el gran esfuerzo que tenemos que hacer directiva, entrenadores y padres para sacar nuestro proyecto hacía delante. Gestionamos 23 equipos y más de 270 jugadores, con un trabajo directivo (cuadrar horarios, partidos, altas y bajas de socios, compra de material y ropa deportiva, eventos…) y de área técnica brutal (planificación de entrenamientos, preparación física, gestión de problemas de jugadores, padres y entrenadores) que no sería posible sin la desinteresada labor de más de 50 personas que anteponen la labor social de una entidad inclusiva a cualquier desarrollo profesional”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios