Polémica Elías Ahuja, el gaditano que da nombre al colegio mayor de Madrid con expulsados por gritos machistas

Fútbol sala | Segunda División B

El Cádiz CF Virgili despide el curso con empate en casa del Zambú Pinatar (2-2)

  • Guancho salva un punto para los amarillos al final en tierras murcianas

Formación del Cádiz CF Virgili en San Pedro del Pinatar.

Formación del Cádiz CF Virgili en San Pedro del Pinatar. / CCFV

El Cádiz CF Virgili cerró la temporada empatando a dos goles en el desplazamiento más largo de la temporada, en un partido sin nada en juego con el que los amarillos dan por finalizado el campeonato liguero a la espera de la disputa de la final de la Copa RFAF Cádiz 2021.

Comenzaron con muy mal pie los amarillos en el encuentro, ya que no pasó ni medio minuto cuando un error defensivo de Fran Vega acababa en una recuperación de los murcianos que anotaba Samu. Y apenas pasó cuatro minutos cuando otro error defensivo, esta vez en una pérdida de Jose Grimaldi, suponía el segundo gol del Zambú CFS Pinatar, obra de Nacho.

Con el 2-0 a favor el Zambú CFS Pinatar se vino arriba e intentaba ampliar si ventaja en el marcador, pero la buena defensa, ahora sí, del Cádiz CF Virgili y las paradas de Javi Romero evitaron que los murcianos anotasen. Pepe Narváez sacó portero-jugador faltando seis minutos con objeto de controlar las embestidas del adversario, estrategia que dio su fruto ya que al descanso se llegaba con el 2-0.

En la charla técnica durante el descanso el técnico cadista introdujo variantes que surtieron efecto y la segunda mitad tuvo un claro color amarillo. A los cinco minutos de la reanudación fue Guancho el que recortaba distancias colando por la escuadra un disparo desde el lateral zurdo de la pista. El meta en esta ocasión, Pepe Sánchez, se tuvo que lucir en un par de ocasiones pero fue el local el que tuvo mayores apuros para aguantar el resultado.

Fruto de la insistencia cadista y del portero-jugador, introducido por Pepe Narváez cuando quedaban tres minutos, llegaba el empate, obra de nuevo de Guancho.

Tras el gol de la igualada panadera, el técnico local, Nacho Garrido, optó una vez más por colocar sobre la pista la figura del portero-jugador y sobre la bocina anotaba un gol que fue celebrado como el de la victoria en el pabellón, pero que no subió al electrónico al producirse ya fuera del tiempo reglamentario y una vez el árbitro pitó el final del partido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios