Costa Noroeste

Agasajando a paladares exigentes

  • Los alumnos de la escuela de hostelería de Sanlúcar se emplean a fondo en una muestra del sector

Sabores de Noruega en Sanlúcar. El bacalao y el salmón protagonizaron ayer una muestra empresarial que permitió a los alumnos de la escuela de hostelería del instituto El Picacho exhibir orgullosos todo lo que han aprendido hasta ahora.

Como cada año, la jornada reunió a empresarios, cocineros y demás profesionales del sector hostelero de la ciudad invitados para la ocasión a disfrutar de un aperitivo en el Patio de Galicia de El Picacho y un posterior menú degustación en el comedor del mismo centro. Unos 200 alumnos de primero y segundo de Servicios en Restauración y primero de Dirección de Cocina hicieron lo propio en unas instalaciones que abren cada jueves al público entre los meses de octubre y mayo. Y es que, previa reserva, todos los interesados tienen la oportunidad de saborear las conocimientos que adquieren estos aprendices durante el curso.

Este instituto sanluqueño ofrece formación en la materia desde la década de los 80. En palabras de David González, profesor de Servicios en Restauración en el centro, se trata de una de las escuelas de hostelería "con más solera" de la provincia gaditana, formando un privilegiado grupo con las de Cádiz y San Roque. "Con esta clase de jornadas pretendemos que los empresarios del sector conozcan los centros de formación, que constituyen la I+D de la hostelería en España. De estos cursos salen los profesionales que en un futuro ocuparán esos puestos que son tan importantes en los restaurantes y otras empresas del sector", afirmó destacando que suponen "una apuesta segura".

En el caso de la escuela sanluqueña, según subrayó, el índice de inserción laboral alcanza el 90%. "Hay antiguos alumnos que incluso están trabajando de jefes de cocina en hoteles fuera de España", apuntó con satisfacción.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios