Hotel Escuela Fuentemar

Los alumnos de Asodown finalizan la formación para su integración laboral

  • Los cursos, que se celebran cada año, tienen como objetivo que estos jóvenes puedan trabajar en hoteles y otros establecimientos de la ciudad

La consejera delegada de Emsisa, Carmen Jiménez, ha presidido en el Hotel Escuela Fuentemar el acto de clausura de las prácticas que están realizando en estas instalaciones los jóvenes de la Asociación de Síndrome de Down Asodown. Así pues, han sido 18 los alumnos del Programa de Inserción Laboral (ILA) que imparte Asodown y que, un año más, han realizado sus prácticas formativas en el Hotel Escuela Fuentemar durante dos meses, concretamente en los departamentos de recepción, restaurante, bar, cocina, lavandería, camarera de piso y mantenimiento.

Durante este encuentro, Jiménez ha comprobado de primera mano las labores que estos jóvenes realizan, supervisados por los profesionales que integran la plantilla del hotel, destacando que hace años que comenzó este trabajo en común. "No se trata de un aspecto meramente educativo, ya que nos pusimos un reto cuando empezamos, que era el de conseguir la inserción laboral de estos jóvenes", ha explicado la delegada, que también ha incidido en que durante estas prácticas realizan "un conjunto de actividades que les permite poder acceder al mercado labor, llegando este año a contar nuevamente con un alto número de contratos en distintos hoteles en verano".

La edil también ha señalado que se trata de una formación que dota a los jóvenes de una capacitación profesional y "que les permite que puedan trabajar y sentirse satisfechos con una actividad remunerada". Carmen Jiménez también ha agradecido la labor realizada por todo el personal del Hotel Fuentemar con estos jóvenes, a la hora de enseñarles cada una de estas labores. Además ha incidido en que "este tipo de iniciativas hacen que todos sean más felices, tanto los jóvenes que participan en estas prácticas como los padres, monitores y clientes".

Por otra parte, hay que recordar que estas prácticas son posibles gracias a la colaboración entre el Ayuntamiento, a través de la empresa municipal Emsisa, y la Asociación de Síndrome de Down Asodown, que cada año trabajan conjuntamente para la inserción laboral de estos jóvenes chiclaneros. Fue en 2005 cuando se adquirió el compromiso entre ambas partes, tratándose de prácticas muy productivas, porque desde el inicio de este acuerdo de colaboración los alumnos están trabajando en hoteles de la ciudad, logrando así su inserción laboral, que es el objetivo fundamental de esta iniciativa.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios