Cádiz CF Otro paso al frente en lo económico

  • El club cadista cancela las hipotecas que pesaban sobre las instalaciones de El Rosal

Panorámica del campo número 3 de la ciudad deportiva cadista. Panorámica del campo número 3 de la ciudad deportiva cadista.

Panorámica del campo número 3 de la ciudad deportiva cadista. / Cádiz CF

La entidad cadista sigue saneando sus números y el último paso ha sido el pago de una deuda que daba paso a dos hipotecas que pesaban sobre las instalaciones de El Rosal, la ciudad deportiva que utiliza el club y que se encuentran en el término municipal de Puerto Real. La cancelación de ese débito supone otro alivio para las arcas cadistas, que cada vez presentan un mejor aspecto teniendo en cuenta cuál era la situación hace apenas tres o cuatro años.

Cabe recordar que desde hace más de una década el Cádiz tenía a su cargo dos hipotecas de garantía de pago como consecuencia de una deuda aplazada cuyo coste se elevaba por encima de los 4,5 millones de euros. En el momento en el que esa deuda ha sido abonada, lógicamente ambas hipotecas desaparecen como una carga importante en las cuentas de la sociedad.

Al acabar la campaña 2006-07, El Rosal quedó hipotecado para garantizar un aplazamiento de una deuda que superaba los 3 millones de euros, correspondiente a los ejercicios de 1998, 1999, 2000 y 2001. En el momento en el que posteriormente se retrasó el abono de ese dinero, se llevó a cabo un nuevo aplazamiento incluyendo en el mismo los débitos de 2006, 2007 y 2008, más 616.000 euros de 2009, lo que elevó el montante final a los más de 4,5 millones de euros.

El concurso de acreedores recogió en su día esta deuda, que se acordó con la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT). En el momento en el que la entidad que preside Manuel Vizcaíno ha saldado el débito pendiente, la ciudad deportiva que utiliza el Cádiz ha quedado libre de cargas de la AEAT.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios