Cádiz CF

El paso al frente de Salvi

  • El extremo, nominado a mejor jugador de la 12ª jornada, recupera su mejor versión

Salvi, con el balón durante un entrenamiento. Salvi, con el balón durante un entrenamiento.

Salvi, con el balón durante un entrenamiento. / Fito Carreto

Una de las noticias más positivas que dejó la goleada del Cádiz CF frente el Elche que aviva el fuego de la ilusión fue la portentosa actuación de Salvi. El extremo se convirtió, junto a Dejan Lekic, en el protagonista de la frenética reacción del conjunto amarillo, que pasó de la nada de la primera parte a la perfección en la segunda mitad. Una jornada más le tocó empezar en el banquillo tras perder la titularidad e incluso quedarse fuera de alguna que otra convocatoria. Aguardó su momento y lo aprovechó con creces como si lo llevara esperando toda la vida. Por fin se vio al mejor Salvi, al que echó el lazo algún que otro club de Primera División. El Eibar se lo quiso llevar en verano pero el Cádiz no aceptó, al considerarla escasa, una oferta de dos millones de euros.

Pero al sanluqueño le bastaron 45 minutos que resultaron claves, los desarrollados después del intermedio, para desempeñar el papel de revulsivo y comandar una de las victorias más celebradas de los últimos tiempos. De hecho, Salvi figura entre los cinco nominados a mejor jugador de la 12ª jornada. Demostró que ha recuperado su versión más poderosa. Su aportación numérica resume la alta relevancia que tuvo su ingreso en el campo: dio dos asistencias directas de gol y firmó la autoría de un tanto, el primero que logra esta temporada. Antes había anotado frente a Las Palmas en el Trofeo Carranza.

El 7 del equipo amarillo se inventó un centro con el exterior de su bota derecha que Lekic agradeció para marcar de cabeza. Era el segundo tanto del Cádiz, el que deba la vuelta al marcador antes de proseguir con el frenesí goleador. Salvi no perdió detalle de la acción que fabricaron Lekic y Jairo y llegó en el instante más oportuno al interior del área para dar buena cuenta de la asistencia del canario. Y para poner la guinda, el de Sanlúcar explotó al máximo su rapidez para escaparse por velocidad de su par tras un pase de José Mari y servir el pase de la muerte a Manu Vallejo, que no perdonó. Un gol made in Cádiz elaborado entre un roteño, un sanluqueño y un chiclanero.

Salvi alcanza poco a poco su punto más óptimo. Contra el Espanyol ofreció un alto nivel y con su partidazo ante el Elche golpea con fuerza las puertas de la titularidad, la que había perdido después de un titubeante inicio de temporada que obligó al entrenador, Álvaro Cervera a dejar al extremo fuera del equipo. El motor de Salvi vuelve a estar a tope. Eléctrico, veloz, con ganas de volver a tener un rol importante en el equipo.

El triunfo del Cádiz CF contra el Elche supuso el segundo consecutivo en la Liga después de la victoria en Lugo.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios