Cádiz CF

Las claves de la crisis del Cádiz CF

  • El equipo amarillo se adentra en un atasco kilométrico del que no es capaz de salir arrastrado por una serie de factores adversos

Aketxe persigue a un jugador del Nástic en busca del balón. Aketxe persigue a un jugador del Nástic en busca del balón.

Aketxe persigue a un jugador del Nástic en busca del balón. / Lourdes de Vicente

Comentarios 3

El Cádiz CF sufre un atasco de campeonato. Siete jornadas consecutivas sin vencer y sólo cuatro puntos sumados de los últimos 21 -se unen a los tres del partido inaugural- resumen el pobre balance de un equipo perdido en un laberinto del que no encuentra la puerta de salida atrapado por una crisis que se agranda cada fin de semana.

¿Qué le pasa al Cádiz CF? ¿Por qué no funciona? ¿Por qué no consigue buenos resultados la temporada que tiene un mayor presupuesto para la plantilla? Algunas de las claves de la errática marcha del equipo son las siguientes:

FALTA OFICIO

A diferencia de los dos años anteriores en LaLiga 1|2|3, el Cádiz CF ha extraviado el oficio necesario para sacar adelante los partidos. Siempre pasa algo para que no sume puntos de tres en tres. Un penalti en Soria, goles en contra en los instantes finales (Oviedo, Mallorca), errores puntuales cuando parece tener la situación controlada (Tenerife)… Siempre hay un resquicio por el que se cuela el rival de turno para disgusto de los amarillos, que no hacen sino encadenar varapalos.

Ni siquiera cuando brilla en su juego es capaz de celebra la victoria, como fue el caso de la visita al Albacete o la primera media hora del reciente choque contra el Nástic de Tarragona. A los rivales les basta con poco para amargar la vida a un Cádiz CF que convive con una realidad muy distinta a la de las últimas campañas.

GOLES EN CONTRA

El Cádiz CF se ha malacostumbrado a recibir gol en todos los partidos, con la única excepción de la primera cita hace ya casi dos meses. La mala racha va aparejada a la pérdida de la solidez, la que le llevó a ser el equipo menos goleado la pasada temporada. Ahora con es capaz de frenar la sangría ni siquiera cuando concede pocas ocasiones a su adversario. Con las consabidas carencias en ataque, si el Cádiz CF no funciona como un bloque el sufrimiento está garantizado y los puntos vuelan a otro destino. No es normal en un equipo que juega sus cartas en el soporte defensivo reciba al menos un tanto durante siete jornadas seguidas, un hecho nunca visto en las campañas anteriores.

ESCASA PUNTERÍA

El Cádiz CF no tiene un delantero de referencia. El Cádiz CF no tiene gol y sin gol no hay avance en la clasificación. Apenas ofrece argumentos ante una defensa ordenada. Le cuesta un mundo dar el paso definitivo cuando genera alguna ocasión y con sólo cinco dianas en ocho jornadas es uno de los equipos de la categoría de plata que menos acierta en la definición. Sin solidez defensiva para no recibir y sin puntería para marcar, la consecuencia se ve reflejada en los resultados: una sola victoria en ocho jornadas e inquilino de la zona baja de la tabla.

JUGADORES POR DEBAJO DE SU NIVEL

El juego colectivo hace aguas y en el aspecto individual hay futbolistas que no están en su mejor estado. El ejemplo más claro es el de Salvi, que no termina de encontrar su punto óptimo de forma hasta el extremo de que el entrenador, Álvaro Cervera, lo dejó en el banquillo en el último envite. José Mari tampoco ofrece su mejor nivel después de un largo periodo de inactividad. La intermitencia de Ager Aketxe, los tics de inseguridad Kecojevic y Marcos Mauro –antes de lesionarse-, la duda de los laterales, la sequía de los delanteros… Todos los jugadores están obligados a dar un paso al frente.

BLOQUEO

Uno de los pecados del Cádiz CF es la falta de respuesta en las múltiples situaciones adversas con las que se topa. Es un problema futbolítisco con un componente psicológico. No hay capacidad de reacción y el último ejemplo es el gol de Nástic, que atenazó por completo a un equipo que hasta entonces iba lanzado a por la victoria. Llegó ese tanto y se acabó la historia, como también sucedió tras el gol del Tenerife y los del Alcorcón. Tampoco sabe administrar las ventajas, una faceta en la que el Cádiz CF era un experto. Dejó escapar cuatro puntos que parecía tener amarrados frente al Oviedo y el Nástic.

Las dinámicas son corrientes peligrosas de difícil escapatoria. Cuanto más tarde en reaccionar, más complicado será escapar de una situación nada agradable.

JUGADORES QUE DEBEN SUMARSE

Las lesiones son un inconveniente añadido a la delicada situación del Cádiz CF en la Liga. Sergio Sánchez y Jon Ander Garrido aún no se han estrenado y se supone que cuando jueguen aportarán un plus de seguridad al equipo. En teoría no deben tardar en hacerlo. Karim Azamoum apenas ha participado pero ya está disponible para ofrecer trabajo y llegada desde la medular. Jairo dispuso el domingo de sus primeros minutos e irá entrando en el equipo.

EL ENTRENADOR

Álvaro Cervera no termina de dar con la tecla. El entrenador tiene muy claro que el sistema no cambia y que los resultados pasan por la recuperación de la solidez y la labor en bloque del equipo. Así fue como sacó al Cádiz CF del pozo de la Segunda División B y así fue como lo metió dos años seguidos en la batalla por el ascenso a Primera. Su mensaje es diáfano, trabaja a diario con sus jugadores en esa dirección pero los marcadores son adversos una semana tras otra. Hay algo que no acaba de funcionar. Cervera se ha ganado el crédito, ha devuelto al Cádiz CF al mapa futbolístico nacional y a día de hoy no hay motivo para dudar de su continuidad pese a que vive una de las etapas más complicadas en el banquillo del conjunto amarillo. El domingo, tras el empate, Cervera avisó de que esta temporada será más difícil.

La trayectoria del Cádiz CF refleja esa dificultad a la que se refiere el entrenador. El Cádiz CF venció al Almería en la cita inaugural, pero no tardaron en llegar los problemas después del empate ante el Numancia en Soria. En el regreso al Carranza, el Cádiz CF igualó ante el Oviedo y en la siguiente cita perdió en Mallorca en la que fue la primera derrota del curso. Unos días más tarde empató en Albacete y fue en la derrota del Cádiz CF ante el Alcorcón en casa cuando empezó a caer en picado. Después cosechó otra derrota en el campo del Tenerife.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios