Cádiz CF

El Cádiz CF, a la espera del TAD sobre la sanción a Cervera

  • El club presenta el recurso ante el órgano del CSD, que ahora debe decidir si retira o mantiene el castigo

Cervera (c) en la última sesión de 2020. Cervera (c) en la última sesión de 2020.

Cervera (c) en la última sesión de 2020. / Cádiz CF

El Cádiz CF apuró al máximo los 15 días hábiles que había establecido el Comité de Apelación de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) para presentar un recurso ante el Tribunal Administrativo del Deporte (TAD) después desestimar la solicitud del club de anular los cuatro partidos de sanción que el Comité de Competición impuso a Álvaro Cervera.

La entidad cadista interpuso el recurso ante el TAD justo antes del cierre del año 2020 y ya se encuentra a la espera de la decisión que adopte el órgano adscrito al Consejo Superior de Deportes (CSD).

El TAD tiene dos vías: dejar sin efecto el castigo recibido por el entrenador del Cádiz CF o ratificar la resolución dictada por Apelación el pasado 4 de diciembre. En principio no hay término medio aunque no se puede descartar nada.

El club del estadio Carranza ha estirado el proceso todo lo que ha podido hasta que entra en la fase definitiva. O Cervera se libra de una dura sanción o la tiene que cumplir tres meses después de sus declaraciones.

Mientras no se produce el pronunciamiento, el preparador cadista puede seguir ejerciendo su trabajo desde la banda. Es decir, el próximo lunes podrá dirigir a su equipo en el duelo frente al Valencia salvo que los miembros del TAD se reúnan y acuerden mantener la sanción ya conocida.

Tanto el Cádiz CF como el entrenador consideran injusta y desproporcionada la medida adoptada por dos los comités de la RFEF. Nada menos que cuatro encuentros tras las críticas del técnico tras el clarísimo penalti cometido sobre Alberto Perea en el envite frente al Granada (quinta jornada de Liga) que no fue señalado por el árbitro Javier Alberola Rojas.

El colegiado no sólo no pitó una pena máxima escandalosa sino que además no acudió al monitor a revisar la jugada. Y para colmo, el VAR quedó en evidencia. Tanto vídeo arbitraje, tanto seguimiento a través de las cámaras para nada. No se ha conocido de manera oficial que sucedió. Ni una explicación.

Los responsables de aquel clamoroso error quedaron sin castigo y en cambio el que sufre las consecuencias de ese fallo es el entrenador del equipo perjudicado. Cervera dijo después del partido que el penalti no lo habían pitado porque no habían querido. Un argumento cargado de lógica porque fue inexplicable que no fuese señalado. Lo vio todo el mundo menos los que tenían que verlo.

Competición se ensañó con el Cádiz CF y el propio Cervera y el pasado 18 de noviembre anunció le sanción de cuatro partidos. Pero la entidad cadista puso en marcha la maquinaria de recursos y desde esa fecha se han disputado ocho encuentros en los que el entrenador ha podido estar en el banquillo.

Cervera habló y fue castigado, como también recientemente Cucho Hernández, delantero del Getafe. No hay piedad con los equipos pequeños, pero los órganos federativos no se atreven a sancionar a los grandes. Ronald Koeman, técnico del Barcelona, no se cortó un pelo tras perder su equipo ante el Real Madrid con un polémico penalti a favor del conjunto blanco, pero salió indemne.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios