Marítimas

Más de 155.000 toneladas de azúcar llegaron al puerto de Cádiz en lo que va de año

  • La consignataria Cadiship espera llegar a las 225.000 toneladas de aquí al mes de diciembre

Imagen de ayer al mediodía, durante la descarga del buque en Cabezuela. Imagen de ayer al mediodía, durante la descarga del buque en Cabezuela.

Imagen de ayer al mediodía, durante la descarga del buque en Cabezuela. / d.c.

La comunidad portuaria de la Bahía de Cádiz recibía con satisfacción la llegada en días pasados del buque Medi Yokohama, de la empresa D’ Amico, que atracó en La Cabezuela cargado con 45.000 toneladas de azúcar crudo sin refinar. Esta gigantesca descarga, aún en proceso ayer al cierre de esta edición, tuvo lugar horas después de que los estibadores gaditanos protagonizaran la descarga de otras 34.000 toneladas que llegaron hasta el muelle puertorrealeño a bordo del buque Ikan Landuk.

Desde principios de este año 2019, el puerto de Cádiz ha recibido un total de 155.000 toneladas de este azúcar crudo que irá a parar en su totalidad a varias naves de la empresa Portillo ubicadas también en la dársena portuaria de Puerto Real. Hasta allí llegarán los camiones de la Azucarera Ebro, situada en la pedanía jerezana de El Portal, y se irán llevando el azúcar para su refinado a medida que vaya dictando el ritmo de su producción industrial.

En total, en lo que va de año, han sido cinco los buques que han llegado con este tipo de granel, lo que hace idea de la importancia que tendrán estas cifras a la hora de recapitular los tráficos por parte de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz (APBC).

El azúcar crudo está llegando a bordo de enormes buques, aunque ninguno tan grande como el que ayer laboraba en la orilla ubicada frente a la Barriada de la Paz. El Medi Yokohama cuenta con una eslora de casi 190 metros y un calado de casi 13 metros, una cantidad que ahora mismo haría casi imposible su atraque en otro muelle gaditano, al menos hasta que no se lleve a cabo el ansiado dragado de la canal.

A estos cinco buques llegados con este azúcar crudo habrá que sumar otros dos o tres más, con cuya carga (se estima que unas 70.000 toneladas) se alcanzará con toda probabilidad esa ansiada cifra de más de 155.000 toneladas.

Cabe recordar que la totalidad de estos buques, cuya carga procede sobre todo de Sudáfrica y el Caribe, están siendo despachados por la consignataria Cadiship, propiedad del gaditano Emilio Medina.

La Cabezuela se está viendo cada vez más colmatada de buques, lo que hace urgente su expansión por el suelo de la antigua Delphi o bien en el de Las Aletas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios