Turismo

Un paso adelante contra los guías turísticos clandestinos

  • Junta y Ayuntamiento firman un convenio de colaboración con el objetivo de proteger la difusión del legado histórico de la ciudad

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, y el alcalde de Cádiz, José María González, firman el convenio de colaboración en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Cádiz.

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, y el alcalde de Cádiz, José María González, firman el convenio de colaboración en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Cádiz. / Julio González

Dice el alcalde de Cádiz, y dice bien, que los 3.000 años de antigüedad de la ciudad son motivo de "orgullo" para el gaditano. Un Historia repleta de historias que desde el sector del turismo se convierte en un filón a explotar y, por ello, también que proteger por parte de las administraciones públicas. Y es en ese camino en el que el Ayuntamiento gaditano y la Junta de Andalucía se encuentran con la firma de un convenio dirigido a erradicar la actividad de los guías turísticos clandestinos.

De esta forma, el primer edil, José María González, y el vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, se han dado cita este mediodía de lunes en el Consistorio gaditano para rubricar un documento que protege a los guías turísticos federados frente a las personas sin formación que se lucran a costa del patrimonio gaditano.

"El sector turístico se ha convertido en un sector estratégico en nuestra comunidad autónoma y en todo el país por lo que hay que velar para que este sector cuente con los mejores profesionales cualificados en sus diferentes actividades y que se sientan protegidos", explica Marín sobre un documento, "el primero en Andalucía dirigido específicamente a este sector de los guías turísticos", que viene "a reforzar la imagen de Cádiz como un destino de calidad", argumenta.

Un convenio que González encaja en ese marco "de ordenación y regulación" que necesita el turismo en una ciudad que ha sido visitada este verano por "dos millones y medio de personas". Un turismo que desde el  Ayuntamiento "saludan" pero que, insiste el alcalde, "es un fenómeno que necesita ordenación y regulación".

Y de colaboración entre administraciones públicas. La primera piedra parece este convenio de regulación de la actividad de los guías turísticos en el que la Junta, "responsable en materia sancionadora", pone a disposición del Ayuntamiento el Registro de Turismo de Andalucía en el que se detallan tanto "todas las personas que pueden realizar la labor de guías turísticos en toda nuestra comunidad autónoma" como los requisitos para realizarla, "que son bastante exigentes porque se pide alto conocimiento en determinadas materias además de idiomas", aduce Marín que, por parte del Ayuntamiento, recibirá la ayuda de un mayor número de recursos humanos para perseguir a los que realicen esta actividad de forma ilegal. Así, además de los inspectores de la Consejería de Turismo, que son para toda la provincia, "con esta información y medios técnicos que facilitamos al Ayuntamiento, la Policía Local, por ejemplo, puede elevar la denuncia que nosotros pondremos en marcha inmediatamente".

Además, Juan Marín ha apuntado que la Junta ofrecerá al Consistorio gaditano datos de cómo son los flujos de visitantes en la ciudad para que tenga más elementos a la hora de combatir una amenaza para el turismo como es la masificación.

La tasa turística, un asunto por abordar

Si el encuentro entre el alcalde de Cádiz y el vicepresidente de la Junta -al que también asistieron la directora general de Calidad, Innovación y Fomento, Ana María García; la delegada territorial de Turismo, Regeneración, Justicia y Administraciones Locales, María Jesús Herencia; y el delegado territorial de Justicia, Miguel Rodríguez- fructificó en un convenio para proteger al sector de los guías turísticos en la ciudad, el asunto candente de la implantación de una tasa turística en los alojamientos no fue abordada por ninguna de las partes aunque por diferentes motivos.

Así, mientras que Marín (que antes de la pandemia mostró su agrado ante este tipo de iniciativas) aseguró que "no es el momento de hablar de la tasa independientemente de la posición que cada uno de los concejales o consejeros tengamos" ya que es "la línea en la que trabajamos en toda la comunidad andaluza", González explicó que en este lunes no han tenido tiempo material para abordar el asunto pero que les gustaría "debatir y avanzar" con la Junta "pero no para que nos den permiso para aplicarla sino para que nos faciliten un marco legal en el que evaluar el posible impacto de una tasa turística". 

Un impacto que desde el Ayuntamiento están "convencidos" que no es "en ningún caso negativo" puesto que no lo ha sido "en otras ciudades españolas y europeas donde se ha instaurado" y, recuerda el alcalde, que revertirá "directamente" en el sector turístico. "Porque esa es la diferencia entre impuesto y tasa, que el primero va a la bolsa común del Ayuntamiento pero el segundo tiene que incidir en el sector concreto".  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios