Política municipal

Las barbacoas del Trofeo Carranza se extenderán por toda la costa

  • Costas no ve viable que la fiesta ocupe toda la playa aunque no rechaza estudiar la propuesta.

El equipo de Gobierno no tiene intención de acotar las playas de la ciudad con motivo de la celebración de las barbacoas del Trofeo Carranza, que se desarrollará los días 14 y 15 de agosto. Según expuso ayer el concejal de Participación Ciudadana y Servicios Municipales, Adrián Martínez de Pinillos, no se delimitarán zonas en la costa con la intención de "recuperar el sentido original y la espontaneidad" de este evento veraniego.

Eso sí, el edil resaltó que se movilizarán los servicios municipales que "sean necesarios". "Vamos a ser rigurosos garantizando la sostenibilidad de la playa". "Al día siguiente estará como si no hubiera habido una fiesta allí", aseguró. No obstante, cuando los periodistas le pidieron detalles sobre el dispositivo, manifestó que los servicios municipales, como el de la limpieza, se irán adecuando en función de las previsiones de asistencia. No aportó más información.

"Lo que se estaba desarrollando en los últimos años no era una actividad que respetara la espontaneidad de la ciudadanía, sino simplemente una acotación para acabar con la fiesta", resaltó.

Cabe recordar que desde el año 2011 se venía acotando el espacio comprendido entre los módulos dos y cuatro de la playa Victoria para la celebración de las barbacoas, estando este festejo sujeto a las autorizaciones pertinentes de la Demarcación de Costas y de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía.

Martínez de Pinillos reconoció que el equipo de Gobierno no ha abordado aún este asunto con el jefe de departamento de Costas ni con la Administración andaluza.

Este medio contactó ayer con el jefe de la Demarcación de Costas, Patricio Poullet, que recordó que es el Plan de Playas, elaborado por el Ayuntamiento y aprobado por la Junta con el visto bueno de Costas, el que limita esta fiesta a un espacio acotado, por lo que cualquier cambio en la planificación de la misma obligaría a un cambio en el propio Plan, con la autorización de las administraciones implicadas.

Aunque Poullet dejó claro que la Demarcación escuchará y analizará la viabilidad de la nueva propuesta municipal, consideró que "abrir toda la playa a las barbacoas no es viable. El litoral es un bien público para el uso de todos los ciudadanos. Extender las barbacoas a toda ella coartaría el derecho de quienes quieren estar en la playa, por ejemplo paseando, y por pueden por esta fiesta".

Costas es partidaria de mantener la zona acotada aunque no rechazaría una ampliación del espacio, también acotado, si tiene el visto bueno de las administraciones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios