fraude, Eléctrica de Cádiz

Eléctrica de Cádiz alerta de nuevos casos de estafa telefónica

  • La empresa municipal advierte que no están realizando llamadas a sus usuarios

Sede de Eléctrica de Cádiz Sede de Eléctrica de Cádiz

Sede de Eléctrica de Cádiz / Joaquín Hernández Kiki

Eléctrica de Cádiz ha informado a sus clientes de nuevos casos de fraude telefónico a empresas donde intentan cobrar deudas inexistentes haciéndose pasar por empleados de la empresa.

Hay constancia de que algunos clientes reciben llamadas de teléfono en las que el interlocutor se identifica como el responsable de cortes de Eléctrica de Cádiz. Informa que existe una orden de corte que se va a ejecutar en los próximos minutos y que se puede evitar haciendo inmediatamente un ingreso de la supuesta deuda en la cuenta bancaria que facilitan.

En estas llamadas trasladan una sensación de manejar datos reales con cifras muy concretas. Facilitan un número de contrato y unos importes de facturas que se encuentran pendientes de pago. Esta información es falsa. Ni el número del contrato es real, ni las facturas son del importe que le trasladan ni, en ocasiones, la deuda existe.

Ante cualquier duda contactar con el servicio gratuito de atención al cliente

Eléctrica de Cádiz ha querido realizar las siguientes puntualizaciones: Siempre que haya dudas sobre el origen de la llamada, los clientes pueden contactar con el servicio de atención a cliente en el teléfono gratuito 900 373 411, las 24 horas del día, o consultando su perfil  de cliente en la oficina virtual; tanto por teléfono como vía web, obtendrán información inmediata sobre las facturas pendientes de pago y si se está tramitando alguna orden de suspensión de suministro para su contrato; es frecuente que Eléctrica de Cádiz realice gestiones por teléfono para conseguir el pago de facturas pendientes, pero estas gestiones no implican que la falta de pago inmediato de estas facturas tenga como consecuencia la suspensión del suministro.

Eléctrica de Cádiz ha interpuesto una demanda judicial como parte afectada para defender los intereses de sus clientes y también su buen nombre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios