Tratamiento de residuos

Cádiz, la ciudad que recicla sumará pronto más de 1.500 nuevos contenedores

  • Habrá 750 más orgánicos, 300 más de papel, 100 más para aceites y 300 más de vidrio

  • La ciudad supera la media andaluza en reciclado de botellas y la duplica en papel y cartón

  • Los puntos limpios móviles se multiplicarán por cuatro en el casco histórico, hasta llegar a un total de veinte semanales

La concejala de Medio Ambiente, junto a técnicos de Biorreciclaje, en la planta de transferencia de Zona Franca.

La concejala de Medio Ambiente, junto a técnicos de Biorreciclaje, en la planta de transferencia de Zona Franca. / Jesús Marín

Los vecinos de Cádiz reciclan muy por encima del resto de los andaluces y más que la media de los residentes en todo el país, según se desprende de un reciente estudio elaborado por la Delegación de Medio Ambiente del Ayuntamiento de la capital gaditana. De hecho, las cifras de reciclaje siempre han ido al alza entre 2016 y 2019, un dato que está condicionando las estrategias de mejora en el terreno de la recogida de residuos sólidos urbanos. Así lo ha adelantado la nueva concejala de Medio Ambiente, Rocío Sáez, que ha visitado la planta de transferencia y el punto limpio que gestiona la empresa Biorreciclaje en la Zona Franca “para conocer in situ y de primera mano cómo se tratan los residuos en Cádiz y ver cómo podemos mejorarlo”.

“Se ha avanzado mucho en este terreno en los últimos años. Los datos son ciertamente alentadores. Se han recabado datos de la recogida de todo tipo de residuos y entre 2016 y 2019, el reciclaje siempre ha ido al alza. En cuanto a envases y vidrio estamos en un nivel de recogida de 15 kilos al año por habitante, por encima de la media andaluza, en los dos materiales. Y en papel y cartón, a más de 24 kilos al año de media por habitante, por encima del promedio nacional y casi duplicando el andaluz”, informó la edil. “Esto nos hace ver que hay un esfuerzo por parte de la ciudadanía y también un buen tratamiento por parte de los servicios municipales”, concluyó.

“En cualquier caso, siempre tenemos que mejorar. En este sentido nos planteamos dos estrategias a corto plazo: en el marco del nuevo contrato del servicio de limpieza viaria y recogida de residuos vamos a aumentar el número de contenedores en toda la ciudad. En el caso de los de residuos orgánicos, van a ser 750 más; los de papel y envases, 300, y 100 más en el caso de aceites usados. Y en base del convenio que mantenemos con Ecovidrio, habrá otros 300 para este tipo de material”, adelantó Rocío Sáez. “Además, vamos a colocar 20 pequeños contenedores para vidrio en la almendra del casco histórico con el fin de que sean más accesibles. Y si se ve que su uso es bueno y mejora aún más el reciclaje de este tipo de material, se podrían instalar todavía más”, añadió.

“La segunda mejora –agregó la concejala– afectará al punto limpio del casco histórico, porque se añadirán contenedores de papel y de envases, que antes no tenía, y van a pasar de ser 5 a 20 semanales”.

La edil de Medio Ambiente prevé que con estas medidas aumentará la cantidad de recogida de residuos y, por tanto, la frecuencia y las jornadas de trabajo. “Cuando entre el nuevo contrato en vigor, que ya queda poco, porque ya se hizo la adjudicación definitiva en el último pleno, se notará la diferencia: se van a renovar todos y se van a incrementar , aparte de mejorarse la maquinaria, porque los camiones van a ser híbridos... se va a notar la diferencia”, aseguró Rocío Sáez.

La edil reconoció que durante el confinamiento y el posterior periodo de nueva normalidad se ha reducido la recogida de vidrio y de papel y cartón por el cierre de la hostelería y por el arranque a un ritmo de menor intensidad, “pero aún así, en Cádiz ha bajado muy poco respecto a la media nacional. Incluso la de vidrio, procedente de las casas, ha subido, algo que no ha pasado en el resto del país. Los vecinos y las vecinas de Cádiz están reciclando más. También es verdad que no se trata de consumir más, sino de alcanzar un equilibrio sostenible”, explicó.

Respecto a la nueva adjudicación del servicio de basuras a la misma empresa que lo explotaba dijo:“Son procesos neutrales en los que los técnicos municipales valoran en base a unos puntos, y en contratos tan grandes y de tanta cuantía, estos procesos son complejos y tienen muchas garantías para que se hagan como se tienen quehacer. Evidentemente, el resto de las empresas están en su derecho de reclamar. Y en esa fase estamos ahora, pero confío en que el proceso se ha hecho en base a las garantías establecidas y si esa empresa ha vuelto a ser elegida es porque los técnicos así lo han valorado en base a la legalidad, no tengo ningún tipo de dudas”.

Acerca de la leyenda urbana de que los envases que el ciudadano deposita en el contenedor amarillo no se acaban reciclando, la concejala aseguró que van a una planta de reciclaje en El Puerto, “aunque bien es verdad que sus posibilidades de reutilización son mucho menores que las del vidrio. En cualquier caso, se reutilizan y me consta que últimamente se investigando para poder obtener de ellos un mayor valor, con la generación de nuevos combustibles o la fabricación de fibras textiles. Confío en que se avance pronto y mucho en este terreno”, concluyó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios