Cádiz

La APBC reduce la flota de coches patrulla de su Policía Portuaria

  • La Autoridad Portuaria ha renovado cinco de los vehículos y ha eliminado uno

La Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz ha renovado la flota de vehículos patrulla de la Policía Portuaria. Ayer mismo se pusieron en servicio los cinco nuevos patrulleros, contratados mediante un sistema de arrendamiento con mantenimiento (renting).

Se da la circunstancia de que la Autoridad Portuaria ha aprovechado esta renovación para reducir la flota, de manera que hasta ayer mismo contaban con seis coches, uno más que ahora. La APBC ha procedido a este recorte en cumplimiento de la política de austeridad que se le impone desde Puertos del Estado.

Los vehículos son de la marca Citroen, modelo C-4 Picasso, de gasoil, cilindrada de 1.500 c.c. y potencia de 90 C.V. Además del equipamiento básico de aire acondicionado, dirección asistida y airbag para piloto y copiloto.

Asimismo, los coches patrulla han sido adaptados a las necesidades policiales, con la rotulación identificativa correspondiente, el dispositivo de señalización prioritaria óptico-acústicas y una dotación de diferente material e instrumentos necesarios para el servicio policial.

Fuentes de la Policía Portuaria no han dudado en valorar de manera muy positiva los nuevos modelos puestos a su disposición aunque lamentan la reducción de la flota, ahora con un vehículo menos. "Si antes nos veíamos desaviados en ocasiones, ahora será aún peor", según las citadas fuentes consultadas por este Diario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios