Andalucía

Arenas insta a Griñán a ir a Bruselas, donde Andalucía "se juega su futuro"

  • El dirigente popular ironiza sobre el viaje del presidente de la Junta a Portugal

Comentarios 1

El presidente del PP-A, Javier Arenas, pidió ayer al presidente de la Junta, José Antonio Griñán, que viaje a Bruselas, donde "Andalucía se juega el futuro de su economía". En un inciso del Consejo Asesor de su partido, Arenas advirtió que Griñán lleva un año como jefe del Ejecutivo autonómico y ha ido a Marruecos y ahora a Portugal, pero no a Bruselas, donde se juega el futuro de la economía andaluza. El dirigente popular recordó el compromiso del PP-A con Europa e hizo hincapié en que "Europa para Andalucía sigue siendo una oportunidad", aunque "después de 30 años Andalucía no ha conseguido alcanzar la convergencia".

Arenas ironizó con que, en el viaje a Portugal, Griñán ha presentado la idea "brillantísima" de que el portugués sea la segunda opción de lengua extranjera para los estudiantes en los centros educativos andaluces y añadió que "si mañana va a Italia propondrá el italiano" tras recordar que "hace poco fue el árabe". "Pedimos rigor" porque "nos jugamos el futuro en la educación", y recordó "el 38% de fracaso escolar en Andalucía" y que "sólo el 8% de los alumnos cuentan con educación bilingüe" en la región.

Arenas aseguró que "lo peor que le puede pasar a Andalucía es esperar a que escampe y la pasividad". Advirtió que "la Junta tiene paradas todas las inversiones en obras públicas", lo que está unido a "renunciar a la creación de empleo" que supondría esa inversión. Arenas denunció que en 2008 y 2009, la Junta dejó de invertir 2.300 millones de euros en la creación de empleo, lo que supone "un atentado contra el futuro". A esto, añadió que el Servicio Andaluz de Empleo "ha dejado de invertir 1.144 millones de euros y mil se han dejado de invertir desde Economía, Innovación y Ciencia".

Por otra parte, el presidente del PP-A hizo hincapié en la necesidad de adoptar medidas "profundas" y "dejar de alimentar el monstruo de la Administración autonómica", que, según explicó, ha aumentado un 14% hasta los 317 entes, que "lejos de mejorar la prestación de servicios al ciudadano, están diseñados para hacer lo mismo que la Junta pero escapando del control", a lo que añadió que están "al servicio de la permanencia del Partido Socialista".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios