la crisis del coronavirus Desalojan a los ancianos de la residencia de Alcalá del Valle

  • Una treintena de residentes son trasladados en ambulancias y autobuses hasta la residencia de Tiempo Libre, en La Línea. El alcalde del pueblo muestra su enfado por esta decisión después de reclamar que los residentes se quedaran en el pueblo en condiciones dignas para lo que ofreció varios espacios municipales

Desalojan la residencia de Alcalá del Valle / FibrAlset Televisión

La Junta está desalojando a los ancianos de la residencia de Alcalá del Valle en la que se contabilizaron cerca 60 positivos por coronavirus para trasladarlos a otros espacios. De manera provisional, una treintena de ancianos han sido trasladados en ambulancia y autobuses hasta la residencia de Tiempo Libre, en La Línea. El objetivo es que con este traslado se pueda también desinfectar el centro al completo.

El alcalde de la localidad, Rafael Aguilera, muestra su enfado por esta decisión de la Junta de Andalucía, que ha cogido las competencias de la residencia municipal, y ha explicado que desde que el centro asistencial pasó hace cuatro días a manos de la administración autonómica están "desasistidos". Y que la medida de trasladar a los ancianos a otro punto de la provincia gaditana responde a la "descoordinación absoluta" de las administraciones superiores. Aguilera ofreció ayer en un SOS espacios porque la gente quiere que sus ancianos se queden en el pueblo. También añade que a los abuelos se les están tratando como "mercancía". 

En La Línea, se hará cargo una empresa externa adjudicada por la Junta del cuidado de los mayores.

Ha habido desde esta mañana un importante dispositivo de fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado en Alcalá del Valle para organizar esta operación de traslado.

Efectivos de la UME llegaron en la tarde del lunes a la localidad con refuerzos de efectivos, sanitarios y equipos de oxígeno tras el grito de alerta lanzado por el alcalde, Rafael Aguilera, pidiendo a las autoridades del Estado la intervención para frenar el brote de coronavirus.

El alcalde denunció en su intervenció la falta de material y de ayuda del resto de administraciones y expresó que "no permitiremos que nuestros mayores se nos mueran en las manos". Habló de falta de oxígeno en el centro para atenderlos y falta de equipos sanitarios. "Está trabajando parte de la plantilla, con 37 y media de fiebre, y el equipo de gobierno poniendo lavadoras". Aguilera dijo que llevaba cuatro días rogando la intervención de las autoridades en Alcalá del Valle y planteaba que se adecuen los edificios municipales y el hotel para poder tratar allí a los afectados. Llegó incluso a pedir el aislamiento físico del pueblo para evitar el contagio al resto de poblaciones de la Sierra.

Estas declaraciones han sido criticadas por la Junta, que ha acusado a Aguilera de "generar alarmismo" y "saltarse todo el protocolo e instrucciones del Ministerio de Sanidad". En este sentido, el Gobierno andaluz defiende su gestión asegurando que desde el momento en que la semana pasada el Ayuntamiento comunicó a la Delegación Territorial de Salud y Familias la situación en la residencia del municipio, a través del Área de Gestión Sanitaria de Jerez, Costa Noroeste y Sierra de Cádiz, se articularon, de forma inmediata, las medidas contempladas por el Ministerio de Sanidad en un doble sentido: realización de pruebas a trabajadores y residentes y seguimiento de aquellas personas afectadas o que pudieran estarlo por el coronavirus.

Sobre un posible aislamiento del pueblo, Juan Marín respondió que “ya estamos confinados todos. No tenemos que salir a la calle”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios