Provincia

"¡Viva la tecnología, viva la felicidad!"

  • Entusiasmo en la presentación de los embajadores de Lambda World, que reunirá en Cádiz a profesores de Harvard y Oxford y a equipos de ingeniería de Facebook y de Twitter

Jorge Galindo, en pie, ayer en Cádiz junto a los embajadores de Lambda World, en la azotea de la sede de la Fundación Cajasol. Jorge Galindo, en pie, ayer en Cádiz junto a los embajadores de Lambda World, en la azotea de la sede de la Fundación Cajasol.

Jorge Galindo, en pie, ayer en Cádiz junto a los embajadores de Lambda World, en la azotea de la sede de la Fundación Cajasol. / d.c.

Comentarios 1

"¡viva la tecnología!", dijo la mañana de ayer el delegado de la Junta en Cádiz, Juan Luis Belizón, al término de su intervención. "¡Viva la tecnología y viva la felicidad!", remató al finalizar la suya el alcalde de Cádiz, José María González. En la azotea de la Fundación Cajasol, a pleno sol (inclemente aunque eran las diez y media), el entusiasmo acompañó la presentación de los embajadores de la nueva edición del congreso Lambda World, que se celebrará en Cádiz el próximo octubre.

El congreso reúne en la ciudad a más de 600 desarrolladores de software de todo el mundo. Y aunque acoge a profesores de Harvard, de Oxford y de Chicago, a líderes y a equipos de ingeniería de Facebook y de Twitter, pese a que convierte a Cádiz en "epicentro mundial del desarrollo tecnológico", como apuntó Ana Carrera, se trata de un evento que pasa inadvertido para muchos. Esto lo dijo Jorge Galindo, coorganizador de Lambda World y fundador de la empresa 47 Degrees.

"La gente de Cádiz no sabe lo que hacemos", afirmó Galindo al dar paso a las intervenciones de Belizón, González, Carrera (responsable de Empleo en el gobierno de la Diputación) y otros representantes institucionales, nombrados embajadores del congreso precisamente para eso: para que ayuden a difundir el evento. "Esto empezó hace cuatro años", explicó, "con mucha pasión por parte de nuestra empresa, 47 Degrees. Reunimos a 120 personas en el Aulario de la Bomba y comenzó algo mágico. Poco a poco y con mucho trabajo, hemos convertido la conferencia en lo que ahora es, una conferencia internacional con dos sedes, una en Seatle (EEUU), en septiembre, y otra en Europa, en Cádiz. Pero en este camino nos hemos dado cuenta de que cometimos un fallo: tenemos un altavoz internacional, duplicamos asistencia, pero hemos visto que en Cádiz no saben lo que realmente hacemos".

Por eso los organizadores de Lambda han decidido mover ficha y crear un comité local de embajadores que difundan lo que representa el congreso, la conferencia. "No ha sido difícil reunirlos. Todos han sabido interpretar lo que supone una conferencia como la nuestra para el tejido empresarial de Cádiz", señaló Jorge Galindo.

La embajadora Patricia Cavada, alcaldesa de San Fernando, destacó la importancia que Lambda ha dado a la perspectiva de género y la importancia del sector tecnológico en la provincia. "Estos jóvenes", dijo, "son embajadores de la provincia de Cádiz, fuera de ella, los 365 días del año. Somos nosotros los que tenemos que agradecerles todo lo que hacen y la referencia y la excelencia que ponen de manifiesto fuera de la provincia, de Andalucía y de España".

Juan Luis Belizón recordó la oportunidad que existe para crear, a través de la ITI, el Centro de Industrias Digitales en La Isla. "Hay algunos inconvenientes técnicos pero al final será una realidad y haremos de San Fernando la cuna de las nuevas tecnologías", aventuró.

José María González comentó que todos los embajadores de Lambda asumen "con entusiasmo" esa tarea. "Me encanta Lambda World", dijo el alcalde de Cádiz, "porque introduce dos elementos importantes. Uno, la perspectiva de género en un mundo masculinizado. Y otro, que el desarrollo del software, el conocimiento, la sostenibilidad, son entendidos como un nuevo modelo de sociedad y como generadores de felicidad. A mí me encanta que Cádiz sea epicentro mundial en la búsqueda de un nuevo modelo de sociedad que tiene como objetivo la felicidad. De nada vale la sostenibilidad, de nada vale el desarrollo informático si no es para hacer a los hombre y a las mujeres más felices".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios