Provincia

Interior dice que la realidad de La Línea "no es normal; no es un problema policial"

  • El secretario de Estado de Seguridad dice que "no puede cambiar la realidad social de un barrio"

Comentarios 2

El secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto, dijo ayer que el Ministerio de Interior "no puede transformar la realidad social de un barrio" en alusión al incidente registrado el domingo en La Línea y afirmó que el hecho de que vecinos "salgan a proteger a un delincuente" revela que existe "un serio problema detrás, que se resuelve con una acción integral".

"Nuestra obligación es hacer que la Policía Nacional tenga las mejores condiciones de trabajo posible, pero lo que no puede hacer el ministro, lo que no puede hacer el secretario de Estado de Seguridad, es transformar la realidad social de un barrio, ya que eso corresponde a otras administraciones", trasladó Nieto ayer a preguntas de los periodistas.

La Policía intensifica la búsqueda del narco huido, al que ya tiene identificado

Nieto consideró que "no es de recibo" que en una actuación en la que los agentes "se jugaban el tipo y, en muchos casos, la vida", haya una "reacción" de los vecinos "amparando al delincuente y agrediendo y atacando a las fuerzas y cuerpos de seguridad". "No entendemos cómo se puede producir esto en determinadas zonas y ámbitos", admitió el responsable de Interior, quien apeló a hacer una "reflexión para ser capaces de ver la realidad de lo que está ocurriendo". "No es normal, no es un problema policial", añadió, para abogar por inversiones en educación, en servicios sociales y en "la normalización de determinadas zonas".

En esta línea, apuntó a la necesidad de acometer "una actuación integral" para abordar el "problema serio que hay detrás" de incidentes como el registrado el domingo en La Línea y confió "en que se haga y se haga en condiciones".

Por su parte, el subdelegado del Gobierno en Cádiz, Agustín Muñoz, señaló ayer que la Policía Nacional está intensificando la búsqueda "en una zona concreta" del fugado tras una persecución policial que fue abortada por la actuación un grupo de vecinos de La Línea y que se saldó con la incautación de 510 kilos de hachís y un vehículo todoterreno. Muñoz explicó que el prófugo, que fue perseguido por recoger supuestamente un alijo de hachís en la playa del Tonelero, está identificado y que se ha tramitado una orden de búsqueda y captura contra él por la supuesta comisión de varios delitos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios