Provincia

Entra en funcionamiento el servicio municipal de grúa

  • El edil de Policía Local dice que "no hay afán recaudatorio" y que los 48 euros por la retirada servirán para mantener el servicio

Comentarios 1

Ayer entró en funcionamiento el servicio municipal de grúa, que fue presentado por el concejal de Policía Local, Salvador Catalán. El edil se apresuró a aclarar que "el Ayuntamiento no persigue con ello ningún afán recaudatorio. De hecho, todo lo recaudado se destinará íntegramente a la empresa concesionaria del servicio, Beltrux, con la que se ha firmado un contrato de un año prorrogable".

A requerimiento de la Policía Local, la grúa retirará de la vía pública aquellos vehículos que no cumplan la normativa, prestando especial atención a los que dificulten la circulación, supongan un peligro para los peatones o el resto de los conductores, estén mal estacionados y a los abandonados en la calle. También actuará en las zonas de carga y descarga y en aquellas reservadas a ciertos vehículos como puedan ser autobuses urbanos o de servicio discrecional o de minusválidos.

El responsable municipal explicó que el Ayuntamiento "pretende dar respuesta a la ciudadanía contando con un servicio que pueda auxiliar en un momento determinado a los conductores que se vean afectados por la conducta incorrecta de otros".

Salvador Catalán añadió que se ha decidido que el servicio municipal de grúa entre en funcionamiento después de que anteriores campañas municipales en materia de tráfico no consiguiesen persuadir de ciertas conductas impropias, incorrectas o ilegales por parte de algunos conductores. "Lo que pretendemos, precisamente, es potenciar las buenas conductas de los conductores".

Salvador Catalán aclaró que la cuantía que tendrán que abonar los puertorrealeños cuyos vehículos hayan sido retirados de la vía pública por la grúa será de 48,18 euros, cantidad que, según dijo, "está muy por debajo de lo que se paga en otros municipios de nuestro entorno".

Los vehículos retirados por la grúa municipal se depositarán en una nave vigilada situada en el polígono El Trocadero, a la que deberán dirigirse los interesados en recuperar sus coches, furgonetas o motos abonando la cantidad estipulada, anteriormente mencionada.

El responsable municipal de Policía Local dijo confíar en que "los puertorrealeños muestren una buena actitud y respeto hacia las normas de tráfico, para que el servicio de grúa tenga que ser utilizado lo menos posible".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios