Provincia

Bornos se enfrenta a Arcos por la ubicación de un parque eólico

  • El alcalde Juan Sevillano (PSOE) rechaza por su impacto visual esta instalación, que se ubicaría, con 15 aerogeneradores, en una finca arcense cercana al término local

La buena vecindad entre las poblaciones de Bornos y Arcos puede deteriorarse por un proyecto de parque eólico. Esta instalación que quiere impulsar el Ayuntamiento de Arcos, en una finca de su término municipal, se ha topado de bruces con el rechazo del vecino municipio de Bornos, que ya ha dicho que pondrá todos los instrumentos a su alcance para impedir esta construcción.

El enfrentamiento viene por la ubicación que se planifica para la instalación, si sale adelante, que promueve la firma Borgaris Energy. El proyecto concibe una planta con 15 aerogeneradores, con una potencia de 21 megavatios, que se levantaría en la finca La Zorrilla, a unos kilómetros de su núcleo urbano y en el término municipal de Arcos, pero colindante con el de Bornos. En concreto, sería un paraje cercano a una cantera en la subida entre Arcos y Bornos. De momento, Bogaris está pendiente de una serie de recursos judiciales y de poder acceder al reparto de la oferta energética del Ministerio de Industria para desbloquear este iniciativa que presentó al Consistorio arcense en 2008 y que consiguió licencia de obras del anterior gobierno del PSOE. Sin embargo la autorización tenía caducidad y ahora el gobierno arcense formado por el PP-AIPRO ha resuelto que sigue vigente, respondiendo a un recurso presentado por la firma de renovables Bogaris.

El propio delegado municipal de Urbanismo en Arcos, Manuel Erdozain (AI-Pro), defendió ayer este proyecto, cuya inversión es de unos 40 millones de euros, y puede generar entre 15 a 20 empleos estables. También consideró que no hay impacto visual para el pueblo de Arcos ni tampoco para Bornos.

Las críticas no se han hecho esperar. El alcalde de Bornos, Juan Sevillano (PSOE), manifiesta "su más profundo malestar" por la postura del arcense Erdozain, que considera "ilegal, inmoral y cínica". Sevillano dice que es "ilegal" porque "no se puede declarar la no caducidad de una licencia que ya se la declaró caducada en su día", en base a la resolución de un recurso presentado años atrás. El regidor bornicho acusa al edil de Arcos de "inmoral porque pretende instalar en la Sierra de Bornos unas instalaciones que causarán un grave e irreparable impacto visual y ecológico, obteniendo a cambio de este perjuicio unos ingresos estimados por licencias urbanísticas de más de dos millones de euros". Y por último, Sevillano habla de la postura "cínica" del responsable de Urbanismo en Arcos que "se permite decir que a ellos no les afectará esta instalación y que no producirá ningún impacto visual para la postal tradicional de Arcos, al quedar muy alejado del casco urbano. Evidentemente no afectará a la 'postal de Arcos', pero sí que afectará a la 'postal de Bornos', a la que llenará de aerogeneradores, destrozando nuestra imagen e impidiendo el uso y disfrute de una zona tan bella y llena de contenido emocional para todos los vecinos de Bornos", concluye el socialista Juan Sevillano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios