Encuesta de la CEC La mitad de las empresas de Cádiz se han visto obligadas a cerrar por el coronavirus

  • Una de cada dos sociedades ha perdido más del 80% de su facturación, según una encuesta de la CEC

  • "Cuanto menos dure la pandemia, menos nos va a costar recuperar la actividad", insiste Javier Sánchez Rojas

El presidente de la CEC, Javier Sánchez Rojas, durante la primera rueda de prensa telemática de la patronal. El presidente de la CEC, Javier Sánchez Rojas, durante la primera rueda de prensa telemática de la patronal.

El presidente de la CEC, Javier Sánchez Rojas, durante la primera rueda de prensa telemática de la patronal. / D. C.

El 52% de las empresas gaditanas se ha visto obligada a cerrar sus puertas en aplicación del estado de alarma por la epidemia de coronavirus, que obligó al cese de toda actividad no esencial entre el 29 de marzo y el 11 de abril. Casi el mismo porcentaje, el 54%, ha sufrido una merma de sus ingresos superior al 80% en este periodo, el más restrictivo de la pandemia,, según una encuesta de la Confederación de Empresarios de Cádiz (CEC), en la que han participado casi medio millar de sus socios.

"Con una caída de los ingresos superior al 75%, tiene todo el sentido dar una patada a las liquidaciones de impuestos al último trimestre del año, y no al mes de mayo como pretende el Gobierno", ha señalado el presidente de la patronal gaditana, Javier Sánchez Rojas, tras presentar el sondeo en la primera rueda de prensa telemática de la historia de la organización. "La prioridad es ganar la partida a la pandemia y comprar tiempo. Cuanto menos dure, menos nos va a costar recuperar la actividad", ha incidido Sánchez Rojas.

Pero va a ser necesario un esfuerzo ímprobo a la vista del impacto económico de la crisis sanitaria. Nueve de cada diez empresas con empleados ha presentado ya un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) o lo va a hacer próximamente. Uno de cada tres autónomos ha tramitado la prestación por cese de actividad y otro 19% lo va hacer próximamente, según el sondeo.

A la vista de estos datos, la patronal reclama que se acelere la concesión de préstamos a través del Instituto de Crédito Oficial, ya que actualmente el lapso entre la solicitud y la llegada de los fondos es superior al mes y medio,. "Hay que pedir agilidad administrativa. Por delante la inyección de liquidez y por detrás los papeles. En aras de un exceso de burocracia, las medidas llegan tarde", ha señalado el presidente de la CEC.

Javier Sánchez Rojas se ha mostrado a favor también de que las grandes industrias de la Bahía, como Navantia o Dragados, retomen cuanto antes la actividad siempre que se garantice la seguridad de los trabajadores. "Y me consta que están en ello, porque eso genera valor en la cadena de la industria auxiliar", ha agregado. En el caso de Acerinox, que acaba de presentar un ERTE, ha recordado que la empresa "ha hecho todo lo posible por no parar", aunque la caída de la demanda mundial de acero le ha obligado a ello. "El ERTE es el menos malo de los escenarios, porque es una declaración de intenciones del empresario de querer seguir contando con los trabajadores", ha insistido en respuesta a los periodistas.

La patronal confía en que los hoteles puedan reabrir en junio, aunque da por hecho que sólo habrá turismo nacional y de forma muy paulatina

Uno de los problemas económicos los que se enfrenta la provincia es la situación del sector servicios, especialmente los vinculados al turismo, que generan buena parte del empleo. Sánchez Rojas ha expresado su esperanza de que los hoteles puedan reabrir de cara al verano, incluso en el mes de junio, aunque da por hecho que los visitantes internacionales tardarán en volver. "Tenemos que salvar los muebles con el turismo nacional. Que el cliente perciba higiene, que se trabaje en el distanciamiento social con servicios individuales", ha relatado el presidente de la patronal.

La principal reclamación del sector hotelero es que conforme crezca la demanda se le permita un regreso escalonado a los trabajadores incluidos en un ERTE por causa de fuerza mayor, y no incorporarlos de golpe, tal y como les obliga ahora la legislación, ya que partirán de cero, sin reservas ni clientes. "No parece lógico pensar que en cuanto abramos las puertas se nos van a llenar los hoteles. Tenemos que ir poo a poco", ha aclarado.

El líder de los empresarios gaditanos ha alabado el "ejercicio de responsabilidad" que están realizando los sindicatos y ha reclamado formar un frente común con todas las administraciones para salir de esta crisis. "Yo creo en la necesidad de un pacto de estado, y de ahí, hacia abajo. Llega la hora de sumar", ha sostenido Javier Sánchez Rojas, que ha insistido en que su pelea es "que no se quede atrás ninguna empresa viable".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios