Datos del paro registrado Cádiz vuelve a los niveles de paro del verano de 2008

  • La provincia registra el mayor descenso de toda España gracias al tirón del turismo

  • Chiclana es la localidad donde más baja el desempleo registrado

Una terraza de un establecimiento en La Barrosa. Una terraza de un establecimiento en La Barrosa.

Una terraza de un establecimiento en La Barrosa. / Sonia Ramos

Comentarios 4

El turismo vuelve al rescate del empleo en Cádiz. El paro registrado bajó en casi 4.000 personas en el mes de julio, lo que supone el mayor descenso de no sólo de Andalucía sino de toda España, según los datos divulgados este viernes por el Ministerio de Empleo. La cifra de desempleados en las listas del Servicio Andaluz de Empleo suma un total de 134.370 personas, el número más bajo desde septiembre de 2008.

Julio cumple la tradición y vuelve a ser un mes positivo para el mercado laboral de la provincia. El paro subió en julio sólo en una ocasión en las últimas dos décadas, y fue en julio de 2008, coincidiendo con el estallido de la burbuja inmobiliaria. Cádiz registró descensos del paro en julio incluso en los peores momentos de la recesión. Sin embargo, la estacionalidad de los puestos de trabajo creados en verano hacía que el desempleo volviera a crecer en el último trimestre del año.

El sector servicios, que abarca las actividades relacionadas con la hostelería y el turismo, vuelve a ser el motor de la caída del paro registrado el pasado mes de julio, con un descenso del número de inscritos en casi 3.400 personas. Destaca también la aportación de la industria, donde el desempleo disminuyó en 439 personas, y el colectivo sin empleo anterior, que cuenta con 553 integrantes menos. En cambio, la agricultura suma 378 parados por el fin de varias campañas mientras que el paro en la construcción se eleva en 73 personas.

El desempleo desciende especialmente en las localidades del litoral. Chiclana es el municipio donde más cae en términos absolutos (-570 personas), seguido de Cádiz (-519), San Fernando (-437), El Puerto (-350), Jerez (-2360), La Línea (-254), Barbate (-253) y Sanlúcar (-230).

En cambio, el paro sube en once localidades (Alcalá de los Gazules, Alcalá del Valle, Algodonales, Benalup, Bornos, Espera, El Gastor, Jimena, Medina Sidonia, Olvera, Prado del Rey, Puerto Serrano, San José del Valle y Villamartín), cuyo denominador común es su lejanía de la costa y su dependencia de las actividades agrícolas.

La temporalidad sigue siendo el principal defecto del empleo creado. En julio se firmaron un total de 65.917 contratos, de los que apenas 2.339 (poco más del 3%) fueron indefinidos. Este dato anticipa que la mayor parte de los trabajadores contratados en julio volverán a las listas del paro una vez que pase el pico de actividad en el sector turístico.

Otro de los problemas es la brecha de género, ya que las mujeres aún suponen dos de cada tres parados en la provincia. La nota positivas es que el desempleo femenino desciende en 2.623 personas frente a la bajada de 1.291 que registra el paro masculino.

A esto se suma la cronificación del desempleo. Más de la mitad de los parados gaditanos -concretamente, 68.655- tienen más de 45 años de edad, que es precisamente el colectivo con mayor dificultad para encontrar una colocación.

Afiliación al alza

La bajada del paro se refleja en el aumento de la afiliación a la Seguridad Social. El número de cotizantes escala en casi 8.400 y suma ya 395.323 trabajadores afiliados. Es la cifra más alta desde julio de 2008 y coloca a la provincia al borde del listón de 400.000 cotizantes que alcanzó en el verano de 2007, antes del estallido de la gran recesión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios