Feria de El Puerto

La Feria cobra fuerza, aunque el público retrasa su hora de llegada

  • La crisis económica parece el factor explicativo de que muchos portuenses decidan acudir al recinto de Las Banderas a partir de las cinco de la tarde, una vez han terminado de almorzar en sus domicilios

La Feria de Primavera adquiere un progresivo auge con el transcurrir de los días y ayer se pudo observar bastante más público que en la jornada anterior, si bien en un número menor al de otros viernes precedentes, un hecho cuya explicación puede hallarse, en parte, en la coincidencia con la Feria de Jerez, aunque motivaciones económicas se antojan como la causa determinante.

Un aspecto llamaba, entre todos, la atención: el retraso en la hora de acceso a Las Banderas. Los asistentes apenas hacían acto de presencia en torno a las tres de la tarde, aunque, apenas dos horas después, las calles del ferial adquirían una imagen mucho más vistosa, imagen que se mantenía durante el resto de la jornada. Y es que no fueron pocos quienes, en el contexto de la virulenta crisis económica actual, certificada de nuevo tras la decisión del FMI de incluir a España en la categoría EA4, optaron por ingresar en la fiesta previamente almorzados de casa, práctica nada del agrado de los caseteros, pero que alivia en no poco los bolsillos de quienes se sitúan al otro lado de la barra.

La jornada acusó cierta ventolera y polverío en momentos punturales, pero en márgenes tolerables, con unos cielos despejados, brillando en su correspondiente azul Feria, y un calor llevadero, incluso deseable y oportuno.

La agenda incluía una recepción a la Corporación en el reservado de la caseta municipal, aunque la cita se habría convertido en una recepción del PP para sí mismo si no hubiera sido por las presencias de la portavoz de IU, Pepa Conde, con sus tres concejales (Julio Acale, José Manuel Vela y Angelines Mancha), así como del independiente José Manuel Peinado Matiola y los no adscritos Enrique Ramírez y María del Carmen Cebrián, toda vez que no asistieron la alcaldable de IP, Silvia Gómez, el portavoz andalucista, Antonio Jesús Ruiz (socio de gobierno de los populares) ni edil alguno del PSOE.

Cargos de confianza del gobierno local, periodistas y algunos representantes de lo que pudiéramos llamar sociedad civil acompañaron a la práctica totalidad de los ediles del PP en una recepción menos populosa que otros años.

Por lo que respecta al capítulo de incidencias sanitarias se registraron 43, de las que destacan 7 intoxicaciones alcohólicas y 6 procesos traumatológicos, trasladándose a dos personas al hospital.

Los efectivos de la Policía Local han añadido a sus demarcaciones de vigilancia la denominada zona de ocio juvenil, lo que ha permitido alejar la práctica botellonera de la entrada de la Feria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios