al inicio del pleno sobre las pensiones

Recuerdo en el Congreso en la previa del debate sobre prisión permanente

  • Cerrado aplauso de todos los grupos políticos en memoria del pequeño antes de iniciar el debate

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, comenzó ayer su comparecencia monográfica sobre la situación del sistema público de pensiones en el Congreso con un recuerdo del pequeño Gabriel. En sus primeras palabras en la tribuna de oradores, Rajoy envió "todo su cariño" a los padres de Gabriel, Patricia Ramírez y Ángel Cruz, y aprovechó también para felicitar a la Guardia Civil y a todas las personas que han colaborado en la resolución del caso."Descanse en paz", manifestó Rajoy, tras lo cual los diputados de todos los grupos han roto en aplausos. Ayer, el pleno del Congreso guardó un minuto de silencio al inicio de la sesión plenaria en memoria del pescaíto y en solidaridad con su familia.

"En estos momentos de enorme tristeza y de duelo, el Congreso quiere transmitir su enorme tristeza y solidaridad con los familiares y compañeros de Gabriel", señaló la presidenta del Congreso, Ana Pastor.

Todos los líderes y portavoces de los grupos parlamentarios han comenzado también sus intervenciones en el debate con palabras de recuerdo para Gabriel Cruz. La portavoz socialista, Margarita Robles, expresó la solidaridad de su partido con la familia del niño asesinado en Almería, así como con las familias de todas las personas desaparecidas que "lo están pasando mal porque sus seres queridos no aparecen". Por su parte, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha transmitido sus condolencias a los padres y familiares de Gabriel y ha pedido: "¡Que todos nos levantemos con girasoles!", en alusión a la canción Girasoles, de Rozalén, y al deseo expresado por su madre. "Me quedo con la lección de vida que nos han dado Patricia y Ángel y de los guardias civiles abrazándose, gracias", subrayó el presidente de Cs, Albert Rivera.

Como diputado por Almería, el portavoz del PP, Rafael Hernando, quiso también que sus primeras palabras sean para recordar al pequeño y a sus padres, "ejemplo de fortaleza", agradeciendo además el "cariño" que los españoles han demostrado estos días hacia la familia del niño. "Como diría su madre, Patricia, demuestra que España está llena de buenas personas". La muerte de Gabriel Cruz ha avivado la discusión sobre la prisión permanente revisable, una medida sobre la que tiene que pronunciarse el Constitucional, que está sometida a revisión en el Congreso de los Diputados y que un buen número de penalistas considera inadecuada por fomentar el "populismo punitivo". Ayer mismo, en plena conmoción de la sociedad se conoció que más de 100 catedráticos han firmado en favor de la derogación de la prisión permanente revisable que hoy inicia en las Cortes un camino que puede llevar a la derogación de una medida contemplada para casos especialmente graves -precisamente como el de Gabriel, por tratarse de una víctima de 8 años- y que cuenta con un gran respaldo, un apoyo que ha crecido de forma exponencial por la campaña lanzada por padres de víctimas de otros casos similares.

Padres de menores fallecidos por muertes violentas como Mari Luz Cortés, Diana Quer, Marta del Castillo o Ruth y José se concentrarán el domingo en Huelva en apoyo a la prisión permanente revisable, en la que también se recordará al niño Gabriel Cruz. Juan José Cortés, padre de Mari Luz, ha explicado que la acción tendrá lugar al mediodía en la Plaza de las Monjas y ha confiado en que "sea mucha la gente que salga a la calle" porque "estamos hablando de la seguridad y protección de nuestros niños". Desde un primer momento ha estado en Almería arropando a la familia del pescaíto. Junto a Cortés, estarán en Huelva, Juan Carlos Quer, Ruth Ortiz, los padres de Marta del Castillo y familiares de otros menores víctimas de muertes violentas como los del doble crimen de Almonte, que costó la vida a una niña de 8 años, o Adoración Cano, madre de Ana María Jerez Cano, asesinada en 1991. Más allá del debate legislativo sobre la prisión permanente, el Consejo General de la Abogacía Española han exigido que se respete el trabajo y la independencia de la letrada de Ana Julia Quezada tras ser amenazada y duramente criticada en las redes sociales por defender a la autora confesa de la muerte del niño. En varios mensajes publicados en Twitter, la presidenta de la Abogacía Española, Victoria Ortega, respalda el trabajo de la abogada Beatriz Gámez y su compañero de despacho, Esteban Hernández Thiel, que han accedido a esta defensa a través del turno de oficio. Ortega asegura que "el supuesto del niño es lamentable, terrible, pero no creemos que se deba legislar a golpe de telediario".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios