In Memoriam

Cuqui y el patrimonio portuense

Cuqui y el patrimonio portuense Cuqui y el patrimonio portuense

Cuqui y el patrimonio portuense

El último día del mes de noviembre de 2017 dejó este mundo que tan críticamente amaba Cuqui, como se conocía popularmente a Francisco Varo Marchán.

Inquieto e interesado desde joven por la cultura popular, una vez establecido con peluquería propia (en la calle Cielos, casi esquina con Santa Clara) pudo comprarse su primera cámara de Doble 8 y dedicarse a grabar diversos aspectos de la vida, sobre todo de El Puerto: corridas de toros, procesiones de Semana Santa, labores y faenas de viña, recitales flamencos…

Pero la labor de Cuqui fue más allá, no se conformó con lo que estaba a la vista de todos, sino que buscó a personas del flamenco y el toreo, las convenció para que hablasen o cantasen y registró con sus sucesivas cámaras y magnetófonos voces singulares del cante (especialmente de Cádiz y los Puertos) y testimonios interesantes de personajes de estos grandes mundillos culturales.

Realizó numerosos montajes cinematográficos, de los cuales era creador, director, guionista, hombre-cámara, grabador de sonido, mezclador y realizador y, además, difusor. Se echa de menos su resumen cinematográfico de cada temporada taurina (en la Peña Madridista), que donaba al Centro Municipal del Patrimonio Histórico.Dedicado a su familia, profesión y afición, Cuqui conocía bien la literatura y la música españolas, sabía mucho de flamenco y del arte de torear, era modelador, desarrolló una ingente labor de recuperación, registro y divulgación de nuestro patrimonio cultural… Y era un autodidacta. Se nota su ausencia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios