Fútbol | Segunda División B Golpe de autoridad del Cádiz B en Talavera (0-2)

  • El filial impone su estilo con goles de Sergio Pérez y Lino para tumbar a un rival directo.

Los jugadores del filial hacen piña con Sergio Pérez, tras anotar éste el 0-1. Los jugadores del filial hacen piña con Sergio Pérez, tras anotar éste el 0-1.

Los jugadores del filial hacen piña con Sergio Pérez, tras anotar éste el 0-1. / CÁDIZ CF

El Cádiz B sale airoso de Talavera de la Reina, donde ha vencido 0-2 después de un partido completo en el que ha evitado que el equipo local le comprometiera la tarde y ha sido capaz de asestar dos golpes con firmeza en forma de goles para llevarse una victoria clave ante un enemigo de su 'misma Liga'.

Juanma Pavón optó por el once esperado resolviendo en ataque con Seth Vega, que suplía al sancionado Nieto. Fran Alcoy, por su parte, tampoco sorprendía en la alineación, con un 4-4-1-1 una vez conocidas las bajas de los lesionados Ángel y Dani.

Los primeros instantes fueron de tanteo hasta que el Talavera tomó la iniciativa con balones en largo a los que respondía sin fisuras el filial amarillo, sólo falto de temple para montar alguna contra hacia el área local. Cuando el reloj rozaba el cuarto de hora inicial los cadistas -hoy de gris- ejecutaron una acción de estrategia con participación de Víctor Morillo, Duarte y Alonso, con un centro de este último que no alcanzó su objetivo.

La fase siguiente del duelo se caracterizó por el empuje talaverano por la izquierda, primero en el saque de una falta que Sanjosé no conectó bien de cabeza, y luego en un saque de esquina de Oca al que no salió Cristian Arco y casi llega Samu Corral. La misma acción siguió con un balón colgado por Zamorano que a punto estuvo de enganchar Reguera.

Al Cádiz B le tocaba quitarse de encima tanto agobio y lo logró con un saque de esquina que cabeceó Saturday picado abajo salvando Barbero con una mano genial. El rechace lo empalmó Víctor Morillo y el balón golpeó en el rostro de Sanjosé, que quedó ko y tuvo que ser sustituido. Aunque mayor fue el susto sobre la portería cadista con un balón cazado por Reguera que tocó la zaga, despistó a Cristian Arco y casi se cuela dentro.

La noticia bomba para los gaditanos llegaba en el 39’, con el derribo de Juanra a Sergio Pérez dentro del área, con la sensación de que el defensor tocó a la par el balón y al jugador. El penalti, muy protestado, lo transformó el propio Sergio Pérez. El primer periodo se fue con la opción cadista de sentenciar en un dos para uno de Seth Vega y Morillo con Sedeño, en la que el portero salvó el mano a mano con el extremo del filial.

El segundo periodo empezó con interrupciones y empuje intermitente del conjunto de casa, que se atascaba en el balón parado casi como recurso exclusivo. Pavón apeló a la lógica para retirar al amonestado Seth, que por su intensidad en cada acción estaba al límite de ser expulsado. Le tocaba el turno a Lino, que en su primera intervención hizo el 0-2, muy de '9'. Sergio Pérez centró desde la derecha, el otro Sergio, González, remató de tacón y el rechace de Barbero lo empujó a poca distancia de gol el ariete.

Muy tocado tras el jarro de agua fría, el Talavera desapareció durante muchos minutos y le costaba acercarse al área defendida por Cristian Arco. Tanto que hubo una cuádruple ocasión para los gaditanos en un minuto; Alonso, Sergio Pérez (en dos ocasiones) y Duarte buscaron las cosquillas a un Barbero que se desesperaba con los suyos por la desconexión en labores defensivas.

Al no encontrar el equipo toledano el camino a la reacción, el Cádiz B esperaba su momento saliendo bien y rápido a la contra con idea de colocar aún más potente el marcador de El Prado. Y es que no sufría y, por momentos, dejaba en el ambiente la sensación de que podía caer el tercero.

En los últimos 15 minutos apenas hubo acciones destacables, que era la mejor noticia para los visitantes, y el encuentro iba apagándose dentro del guión que más interesaba a los de Pavón, quienes mostraban madurez a pesar de su juventud para no cometer errores infantiles. Por reseñar, un buen pase de Zamorano a Samu Corral, quien tras controlar con el pecho no pudo superar la media salida de Cristian Arco.

De esta forma el choque tocó a su fin con la alegría por la segunda victoria cadista lejos del Ramón Blanco, lo que le aleja de la zona comprometida de la tabla clasificatoria y otorga aún más fuerza a base de convencimiento al trabajo que se viene realizando. El equipo gaditano suma 13 puntos y el próximo domingo (16:30 horas) recibirá al Villarrobledo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios