Sucesos La Policía investiga si tiraron al mar al hombre rescatado de madrugada en Cádiz

Coronavirus

Los policías locales de Cádiz empiezan a ser vacunados

  • Unos 150 agentes y oficiales reciben la primera dosis de la AstraZeneca en las instalaciones del Centro Náutico Elcano

Un agente de la Policía Local recibe su dosis este martes en el Centro Náutico Elcano.

Un agente de la Policía Local recibe su dosis este martes en el Centro Náutico Elcano. / Julio González

Los agentes, subinspectores y oficiales de la Policía Local de Cádiz han comenzado a recibir la primera dosis de la vacuna AstraZeneca después de que el primer grupo fuera citado este martes en las instalaciones del Centro Náutico Elcano. a lo largo de dos días un total de 150 integrantes de este cuerpo de seguridad tendrán que ir pasando para iniciar su proceso de inmunidad, que no llegará de manera completa hasta que no reciban el segundo pinchazo. De hecho, a los que han ido esta mañana ya han sido citados para el 1 de junio.

De momento, han quedado excluidos los que tienen más de 55 años de la plantilla, algunos que se encuentran inmersos ahora en alguna enfermedad de larga duración y los que han dado positivo en los últimos seis meses. En los dos primeros grupos hay un total de 45 policías y en el segundo 12 agentes.A la vez que se está haciendo con la Policía Local , también se ha ido haciendo con la Nacional y con la Guardia Civil.

La vacunación era una reclamación que tenía la plantilla desde el mes pasado. De hecho, la Unión de Policías Locales y Bomberos de Andalucía (UPLB-A), envió un escrito al consejero de Salud, Jesús Aguirre, en el que mostraban su “envidia” porque los policías locales catalanes ya había empezado a ser vacunados.

Entre los que han recibido su dosis se encuentra Víctor Manuel Andrades, que curiosamente fue la primera persona del Cuerpo de la Policía Local que dio positivo cuando apenas llevábamos una semana de estado de alarma. El límite se había puesto a las personas que hubieran dado positivo en una PCR en los últimos seis meses, por lo que Andrades sí ha entrado en el grupo de la vacunación. Eso sí, a él le han dicho que sólo le corresponde una dosis aunque no se le ha hecho en este tiempo ninguna prueba para detectar si ha desarrollado anticuerpos. Este policía local gaditano asegura que ha dudado hasta el último momento si ponerse la vacuna por las reacciones que está dando, pero finalmente prefirió ponérsela.

Otro que ha recibido el pinchazo ha sido Manuel Aibar, que estuvo en un servicio humanitario a un mayor que acabó con su compañero contagiado y él que se tuvo que confinar hasta que no se vio con una PCR que era negativo. Asegura que para él es una tranquilidad recibir la vacuna no sólo para ejercer su trabajo con más seguridad hacia él mismo y hacia las personas con las que se relaciona y, también, para sus familiares.

Por su parte, Andrés Jiménez entiende que las vacunas “son necesarias para todos pero por el trabajo que tenemos, sí hay riesgo”. Asegura que de momento no tiene reacción “pero sí una sensación rara que puede ser más psicológico que otra cosa”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios