Cádiz

El equipo de gobierno convocará la próxima semana un Pleno extraordinario para el servicio de autobuses

Usuarios del autobús urbano en Cádiz.

Usuarios del autobús urbano en Cádiz. / Julio González

El proceso de actualización del servicio de autobuses urbanos de Cádiz dará un paso de gigante en los próximos días, cuando el expediente sea por primera vez elevado al Pleno del Ayuntamiento, en el primero de los trámites que hay que solventar de cara al futuro concurso público que termine con la adjudicación del contrato para los próximos 12 años.

El concejal de Movilidad, Martín Vila, ha avanzado a este periódico que la intención del gobierno local es que a lo largo de la próxima semana pueda convocarse el Pleno, que tendrá carácter extraordinario, para presentar la estructura de costes que de hecho los grupos de la oposición ya conocen porque hace días se les presentó en una reunión.

Esa estructura de costes es el primero de los pasos del procedimiento que tiene que seguir ahora el Ayuntamiento. Si el Pleno da su aprobación, el documento sería remitido al órgano consultivo para su validación, al mismo tiempo que se abrirá un plazo de alegaciones mediante la publicación del acuerdo en el Boletín Oficial de la Provincia.

En paralelo a este primer trámite, los técnicos municipales ultimarán los pliegos de condiciones técnicas y administrativas para que una vez se confirme la estructura de costes del servicio el Pleno del Ayuntamiento apruebe los pliegos y se inicie entonces la licitación del contrato. Será en ese momento cuando se conozcan con detalles todos los entresijos de este que será el primer contrato público del transporte público en la ciudad, ya que hasta ahora el servicio se venía prestando mediante un convenio entre el Ayuntamiento y la empresa Tranvía de Cádiz a San Fernando y Carraca S.L.

Todo esto es intención del equipo de gobierno que esté tramitado cuanto antes. De hecho, Martín Vila indica que si es posible, ese Pleno para la aprobación de los pliegos se convocaría en el mes de julio. Y es que el objetivo, llegados a este punto del mandato y después de siete años analizando el expediente y trabajando en este contrato, es cumplimentar la tramitación lo antes posible, marcando como objetivo en todo caso que el nuevo servicio de autobuses urbanos esté en funcionamiento antes de que finalice el actual mandato. Y para eso queda ya un año por delante.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios