Fuerzas Armadas Puntales despide al patrullero 'Vigía', que parte de misión internacional desde Cádiz

  • El patrullero, con 46 hombres y 6 mujeres a bordo, desplegará durante cuatro meses en aguas de África Occidental y el Golfo de Guinea, donde opera una importante comunidad española

  • "La seguridad marítima no se construye solo dentro de nuestras fronteras", apunta su comandante, que afirma que salen con la "moral muy alta" tras una esforzada preparación

Despedida en Puntales este sábado.

Despedida en Puntales este sábado. / Jesús Marín

En Cádiz, este sábado tocaba despedida. Si la ciudad recibía hace una semana a los hombres y mujeres de la dotación del buque Juan Sebastián de Elcano, hoy familiares y compañeros han dicho adiós desde la Base de Puntales al medio centenar de efectivos del patrullero Vigía, que durante cuatro meses participará en el llamado Despliegue Africano, una misión de seguridad marítima en aguas de África Occidental y el Golfo de Guinea. 

"Salimos con la proa firme y la moral muy alta", apuntaba poco antes su comandante, el capitán de corbeta Javier García Monge. "La seguridad marítima no se construye solamente dentro nuestras fronteras, si no también lejos, y es una zona fundamental de fuentes de recursos para nuestro país con lo que es necesario y muy grato para nosotros contribuir para un entorno de trabajo seguro para los buques nacionales que operan en la región", explicaba.  Según apuntaba la Armada, "el incremento de la piratería y de actos de robo en la mar supone un importante riesgo para la comunidad pesquera y marítima nacional que opera legítimamente en la zona constituyendo un potencial elemento desestabilizador".

En el patrullero gaditano navegan ya 46 hombres y 6 mujeres entre la propia dotación, un Equipo Operativo de Seguridad (EOS) perteneciente a Infantería de Marina y diverso personal comisionado entre los que se encuentran un intérprete, un médico y un instructor de buceo. "Hay cinco marineros noveles, que jamás han desplegado, y otro  personal con muchas millas navegadas y alguna vuelta al mundo", apuntaba García Monje.

La dotación se despide de sus familiares. La dotación se despide de sus familiares.

La dotación se despide de sus familiares. / Jesús Marín

El buque, que actúa de forma periódica en misiones de vigilancia marítima en aguas nacionales, afronta su primer despliegue internacional desde 2017, cuando partieron del mismo lugar para la misma zona. "Ahora estaremos unos 15 días más desplegados y con un atractivo más, llegaremos al puerto más austral que hasta ahora ha estado el Vigía en su cuaderno de bitácora, Luanda, en Angola". Los puertos que visitarán son todos distintos a los de hace cuatro años: Nuadibú (Mauritania), Praia (Cabo Verde), Lome (Togo), Lagos (Nigeria), Pointe-Noire (República del Congo), Luanda (Angola) y Dakar (Senegal). 

Para llegar hasta el día de hoy, el patrullero de altura se ha preparado bien. Su comandante contaba que se han realizado hasta 126 obras, entre las más importantes en sus dos motores principales, "con la sustitución de la práctica totalidad de sus piezas", así como la certificación de equipos y sistemas para realizar el trabajo de una forma segura. Por ejemplo, se ha puesto a punto todo "el aire acondicionado teniendo en cuenta que en las latitudes hace bastante calor y es importante cuidar la moral de la dotación para que puedan dar todo", señalaba, destacando el "trabajo intenso" realizado hasta ahora por su equipo.

Y es que más allá de lo logístico, la dotación se ha esforzado en su alistamiento, con una operación calificativa en aguas de Cartagena "enfrentándose a incidencias similares que nos podemos encontrar allí". Todos van con la pauta completa de la vacuna del coronavirus, así como las distintas vacunas que se administran para viajar a la zona.

Momento de la alocución del comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Cádiz Momento de la alocución del comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Cádiz

Momento de la alocución del comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Cádiz / Jesús Marín

Tras la despedida de hoy -presidida por el capitán de navío Juan Luis Benavides Sierra, Comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Cádiz- quedan por delante, cuatro meses de patrullas, de interactuar con buque nacionales que trabajan en la zona asegurando su libre navegación, pero también  con otro dos objetivos dentro de este Despliegue Africano.  "Fortalecer las capacidades militares de los países ribereños, con un intercambio de experiencia de cómo operamos  y procedimientos, y el apoyo al plan de diplomacia de defensa, con un conjunto de actividades basadas en el estrechamiento de lazos y el incremento del conocimiento mutuo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios