DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Cádiz

Coronavirus en Cádiz: 45 días con la contratación paralizada

  • El Ayuntamiento suma seis semanas con proyectos sin tramitar por el estado de alarma

  • La limpieza, la rehabilitación de Recaño o la primera obra Edusi, entre los expedientes afectados

La promoción en Marañón es una de las mayores emprendidas por el Ayuntamiento. La promoción en Marañón es una de las mayores emprendidas por el Ayuntamiento.

La promoción en Marañón es una de las mayores emprendidas por el Ayuntamiento. / Jesús Marín

La ciudad necesita obras, inversiones, proyectos; iniciativas que señalen en una determinada dirección, pero que hagan ver que Cádiz se dirige a algún sitio, que tiene alguna meta de futuro, que aspira a algo mejor de lo que es y tiene en la actualidad. Y buena parte de esa necesidad se localiza en un departamento concreto del Ayuntamiento, en una serie de expedientes, en una pestaña de una página web. La actividad del área de Contratación se antoja fundamental en estos últimos tiempos; y justo cuando entre los expedientes se estaban tramitando algunos proyectos de calado, llegó la epidemia del coronavirus y se paralizó por completo esta gestión administrativa. Mes y medio lleva ya sin actividad la Contratación municipal. 45 días de suspensión de todos los procedimientos que estaban en marcha.

El 17 de marzo, dos días después de que comenzara el estado de alarma, el alcalde decretó la suspensión de las mesas de contratación. Y así se mantiene hasta el día de hoy. La información sobre los expedientes de contratación del Ayuntamiento, que puede consultarse en una plataforma estatal, es una suerte de cementerio administrativo donde no hay novedades desde hace la friolera de seis semanas. Sólo los expedientes relacionados con el Carnaval son los que figuran como concluidos y cerrados. El resto, sigue a la espera de revertir esta paralizada para retomar su curso.

Entre esos expedientes que el coronavirus dejó en suspenso hay algunos que se antojan cruciales para el futuro de la ciudad. Tal es el caso, por ejemplo, del proceso de adjudicación del contrato de limpieza, que se estaba desarrollando siempre con la urgencia por bandera después de una demora que va camino de los cuatro años. Tres empresas optan a hacerse con el contrato de la limpieza viaria y la recogida de basuras en la ciudad durante la próxima década, y todavía tiene por delante el Ayuntamiento que decidirse por una en base a la oferta técnica, administrativa y económica que hayan presentado; un proceso demasiado complejo y lento de por sí que se ha topado con este (pen)último obstáculo que puede traer consecuencias para el objetivo de firmar el nuevo contrato antes del 31 de julio (fecha límite actual).

Otro expediente que ha quedado paralizado es el de la primera obra con cargo a fondos Edusi que se iba a desarrollar, y que supone una inversión prevista de más de medio millón de euros (559.177 euros). La obra, básicamente, consiste en implantar carriles bici desde la calle Magallanes hasta el paseo marítimo de la bahía (discurriendo por Ronda de Vigilancia, avenida Ramón Franco y avenida de la Ilustración), desde Ramón Franco hasta su conexión con la avenida de Valencia, y desde ese punto hasta el paseo marítimo de la bahía (discurriendo por Alcalde Blázquez y Avenida del Guadalete). En total, 1.470 metros nuevos de carril bici.

También en relación al urbanismo de la ciudad, deja pendiente el coronavirus la tramitación de una nueva actuación en la Avenida de Astilleros, en este caso consistente en la demolición del muro de hormigón que se mantiene en el lado de la vía en sentido salida de la ciudad, que espera resolución desde que el 10 de febrero terminara el plazo de presentación de ofertas.

En materia de vivienda, queda pendiente resolver el contrato de la segunda fase de la rehabilitación del edificio de Doctor Marañón, que está desarrollando Procasa con colaboración de Europa o de la Junta de Andalucía. Y en relación a la rehabilitación, también está pendiente de resolver la obra del Palacio de Recaño para habilitar el Museo del Carnaval, un proyecto que vuelve a demorarse por este estado de alarma que mantiene paralizados desde hace 45 días los grandes contratos del Ayuntamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios