Última hora Ya están a la venta las entradas para el segundo concierto de Alejandro Sanz en Cádiz

Elecciones municipales Cádiz Adelante Cádiz sólo cuenta con la mitad del equipo de Gobierno

  • David Navarro admite ocupar el quinto puesto de la lista en beneficio de Martín Vila, que consigue el número tres

  • El aparato local de Podemos sólo mantiene a tres personas de la candidatura de 2015

La candidatura de Adelante Cádiz posa en las escaleras del ECCO La candidatura de Adelante Cádiz posa en las escaleras del ECCO

La candidatura de Adelante Cádiz posa en las escaleras del ECCO / Jesús Marín

La experiencia de cuatro años al frente del Ayuntamiento de Cádiz ha llevado a la confluencia de izquierda Adelante Cádiz –en la que se integran Podemos, Ganar Cádiz en Común e Izquierda Unida– a realizar una profunda reforma en la candidatura que va a presentar a las próximas elecciones municipales. Sólo cinco de los diez concejales del actual equipo de Gobierno repiten en una lista electoral que vuelve a encabezar el actual alcalde, José María González Kichi, y que fue presentada esta tarde en el Espacio de Cultura Contemporánea (ECCO).

El cambio viene de la mano de Podemos, que sólo mantiene al propio González, Ana Fernández y David Navarro de la papeleta que Por Cádiz sí se puede presentó en 2015, una convocatoria en la que los integrantes de la confluencia concurrieron por separado. Un cambio de arriba a abajo en el que se demuestra la consolidación de la formación morada como estructura política en la capital gaditana, alejándose de unos comienzos en los que la participación estuvo mucho más abierta. Ahora todo está más controlado a la hora de seleccionar a las personas adecuadas para ostentar un cargo público. Hasta cinco concejales de la presente Corporación municipal –María Romay, Álvaro de la Fuente, Laura Jiménez, Adrián Martínez de Pinillos y Ana Camelo– abandonarán sus puestos tras los comicios locales. Algunos de ellos lo hacen por decisión propia, mientras que otros han sido invitados a marcharse de la primera línea política por los escasos resultados obtenidos en el desempeño de sus responsabilidades.

Este extremo nada tiene que ver con lo sucedido en la plataforma Ganar Cádiz en Común –en la que IU está integrada aunque en la imagen de la confluencia aparece como una entidad independiente–, que mantiene a gran parte del equipo que lleva trabajando en la plataforma desde su creación. Así, en los nueve puestos con los que cuenta en la lista electoral repiten ocho personas que ya estuvieron presentes en la papeleta con la que participó en 2015.

González introduce en la lista a dos de los asesores que forman su núcleo duro

A pesar de no incluir nombres estrella, la candidatura guarda varias claves tanto del proceso de negociación entre Podemos y Ganar Cádiz en Común como de las intenciones que tiene para intentar volver a conseguir la Alcaldía de la capital gaditana.

La primera de ellas, y quizás la más importante, es que Martín Vila le ha ganado el pulso a David Navarro al colocarse en el número tres de la lista electoral, quedando relegado el actual concejal de Economía y Hacienda al número cinco. Esta determinación es muy significativa y puede marcar el rumbo de la confluencia si volviera a conseguir el sillón de San Juan de Dios. Las rencillas entre Vila y Navarro se mantienen vivas desde que IU celebrara primarias para elegir el candidato para las elecciones municipales de 2015. Vila le ganó la batalla y Navarro se marchó a Por Cádiz sí se puede.

En la negociación de la configuración de la papeleta de Adelante Cádiz, Navarro se marcó un órdago al amenazar con marcharse si no ocupaba el número tres de la lista en correspondencia a las responsabilidades que ha ostentado durante el presente mandato al ser la mano derecha de José María González en el equipo de Gobierno. Sin embargo, al final se decidió que Navarro pasara al número cinco, dejando el tercer puesto expedito para Vila. Un cambio que ha acabado aceptando al comprobar que no tenía la fuerza necesaria para imponerse. Por su parte, Ganar Cádiz en Común coloca a Eva Tubío en la octava posición.

Otra clave importante es que José María González se ha rodeado en los puestos que pueden conseguir un acta de concejal de personas que han formado parte de su núcleo duro de trabajo en estos cuatro años, teniendo un importante peso en las tareas desempeñadas en el Ayuntamiento. Así, el funcionario del Estado Demetrio Quirós se presenta como número siete, mientras que el noveno puesto lo ocupa José Ramón Páez, que tiene un perfil que le hace ser aspirante a asumir los asuntos económicos en una futura Corporación municipal.

Ganar Cádiz consigue nueve puestos en la papeleta de la confluencia de izquierda

La candidatura también guarda ciertos guiños a los distintos tipos de electorado a los que Adelante Cádiz quiere atraer, siempre dentro del ámbito de la izquierda. El número cuatro lo ostenta la ubriqueña Lorena Garrón, secretaria de Organización y Municipalismo de Podemos Andalucía y pieza importante de la Asamblea Feminista de Cádiz, además de ser ya consejera de Emasa.

Los puestos que simbolizarían repetir los resultados electorales de 2015 –ocho concejales de Por Cádiz sí se puede y dos de Ganar Cádiz en Común– se completan con personas con un perfil algo más bajo. De esta forma, la historiadora del arte Lola Cazalilla se presenta como número seis, mientras que el diez es para la funcionaria de la Junta de Andalucía Montemayor Mures Aznar.

Dentro de los candidatos que podrían conseguir un acta de concejal, llama la atención la entrada en el puesto undécimo de Carlos Paradas, presidente de EQUA, una asociación que ha mantenido buenas relaciones con el Ayuntamiento de Cádiz en los últimos cuatro años. Otro nombre llamativo es el del gestor cultural Paco Cano, que entra en la 14ª posición tras ejercer como asesor cultural del equipo de Gobierno en los últimos cuatro años.

En el apartado de la simbología, Antonio Vergara desciende hasta la 25ª posición. Asimismo, cierra la candidatura el exconcejal del PSOE y articulista de Diario de Cádiz Pepe Pettenghi, con el significado que esto supone al alejarse del partido al que llegó a representar en el Ayuntamiento.

La presentación de la candidatura de Adelante Cádiz sirvió para que José María González regresara al foco mediático tras su reciente paternidad. Lo hizo con un discurso en el que mezcló el llamamiento a seguir trabajando por la ciudad, el triunfalismo por lo conseguido en los últimos cuatro años y el lamento por los obstáculos que ha tenido en el mandato.

González quiso marcar distancias con el resto de formaciones al señalar que la confluencia debe tener “una sola idea en la cabeza: Cádiz”. Una ciudad que, según el actual regidor municipal, es “nuestro proyecto, nuestro desafío y nuestro compromiso”, mientras que dijo que para PSOE, PP y Ciudadanos “no es su prioridad”.

A partir de ahí, resaltó que “queremos seguir trabajando y que nos dejen trabajar”, dejando claro los problemas que considera que la oposición ha puesto al trabajo municipal. Asimismo, ante las críticas por la falta de preparación para la gestión del equipo de Gobierno, puso de relieve que ha estado formado por “gente corriente”, por lo que aseveró que “a ellos no queremos parecernos ni en los andares”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios