Crisis del coronavirus

"La decisión de suspender los desfiles procesionales ha sido dolorosa, pero coherente"

  • El presidente del Consejo de Hermandades, Juan Carlos Jurado, destaca que las formas de Afligidos suspendiendo su salida procesional "no fueron las más adecuadas"

  • Echó en falta que la cofradía de San Lorenzo consultase la decisión con el Consejo

El presidente del Consejo de Hermandades de Cádiz, Juan Carlos Jurado. El presidente del Consejo de Hermandades de Cádiz, Juan Carlos Jurado.

El presidente del Consejo de Hermandades de Cádiz, Juan Carlos Jurado. / Lourdes de Vicente

Un día después de la suspensión de los desfiles procesionales en la Semana Santa de Cádiz 2020 debida a la pandemia del coronavirus, acordada por el Consejo de Hermandades, el Ayuntamiento y el Obispado, el presidente del Consejo, Juan Carlos Jurado, ha señalado que "la decisión ha sido dolorosa, pero coherente y llena de responsabilidad ante la situación que estamos viviendo. Teníamos que apelar al sentido común y evitar así la propagación del virus". "Sabemos que esto supone un impacto en toda la ciudad y en las hermandades, que llevaban un año preparando esta Semana Santa. Por eso pedimos la comprensión de la ciudadanía", añadía Jurado. 

En relación a las voces que criticaban que esta decisión se había producido tarde Jurado asegura que "estábamos a la espera porque las autoridades no se habían manifestado al respecto. Hasta el sábado no hubo directrices oficiales. Lo señaló la Conferencia Episcopal, luego lo anunció Sevilla y ya lo hicimos todas las localidades". 

"Se suspenden las estaciones de penitencia, no la Semana Santa. Y los cofrades tienen que seguir viviéndola, así como la Cuaresma en la que nos encontramos"

Antes de la suspensión oficial la hermandad de Afligidos se adelantó y anunció la cancelación de su salida procesional. Al respecto, Jurado dice que "puede que tuviera razón en el fondo, pero entonces había esperanza de que remitiese esta pandemia". A su juicio "las formas no fueron las más adecuadas. Lo más lógico hubiera sido consultar con el Consejo de Hermandades y no se hizo. Hasta la fecha de hoy solo tenemos un whatssap del hermano mayor anunciando la suspensión de la salida". 

El presidente del Consejo aclara que "se suspenden las estaciones de penitencia, no la Semana Santa. Y los cofrades tienen que seguir viviéndola, así como la Cuaresma en la que nos encontramos. Nos queda la oración, el recogimiento, el ayuno, la lectura de los evangelios, la caridad y la solidaridad". 

Los perjuicios económicos que para las cofradías puedan derivarse de esta suspensión "se estudiarán en conjunto", según Jurado. A menos de un mes para el Domingo de Ramos las hermandades ya habían invertido en bandas, flores, cera, seguros... "Trataremos todos estos temas de forma solidaria", apunta Jurado.

El presidente del Consejo de Hermandades explica que en cuanto puedan reunirse sus miembros se estudiará qué hacer con los abonos de las sillas y palcos ya pagados por los ciudadanos para presenciar unos desfiles que no se verán finalmente en las calles. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios