DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Coronavirus en San Fernando El Ayuntamiento hace un llamamiento a sus proveedores para que manden las facturas pendientes para su pago

  • La frecuencia de pago se ha reducido a cada dos días

Cartel de aviso de reducción de atención presencial en las puertas de Alcaldía. Cartel de aviso de reducción de atención presencial en las puertas de Alcaldía.

Cartel de aviso de reducción de atención presencial en las puertas de Alcaldía. / Román Ríos

El Ayuntamiento de San Fernando ha hecho un llamamiento a las empresas que le prestan servicios para que manden lo antes posible sus facturas pendientes y así se puedan beneficiarse del plan Factura Cero, para el pago inmediato. Esta idea implica a la Tesorería Municipal y resto de servicios, y se está desarrollando desde el inicio de la crisis del coronavirus Covid-19.

El concejal de Presidencia, Conrado Rodríguez, destaca, de hecho, que gracias al esfuerzo de todo el personal que sigue ejerciendo su trabajo con teletrabajo y en los servicios mínimos, se ha logrado en estas semanas incrementar la frecuencia de pago de las facturas. Se ha pasado a abonar, según explica el edil socialista, de dos veces al mes a hacerlo tres días en la misma semana y e incluso cada dos días.

Al ritmo actual, calcula el Ayuntamiento isleño, "nos quedaremos con escasas facturas por abonar por parte del Consistorio", y por eso se insta a las empresa que tienen pendientes facturas a que las manden lo antes posible.

"San Fernando ya es referente en la rapidez de pago a proveedores, pero en situaciones de crisis como a la que nos enfrentamos es necesario hacer un esfuerzo extra. Por eso, desde el principio tanto el gobierno como el personal municipal nos hemos esforzado por poner en marcha este plan que permite apoyar a la economía local, sobre todo a las pequeñas y medianas empresas (pymes) que son las que más facturan al Consistorio y a las que en estos momentos el abono de sus servicios les da más liquidez para afrontar con garantías la crisis generada por esta epidemia", señala Rodríguez.

Desde el gobierno se destaca que la implicación y la movilización del personal "es absoluta" para agilizar los plazos en todo el circuito de aprobación de las facturas desde la recepción por vía electrónica, pasando por la distribución a los servicios para su visto bueno, la aprobación de las mismas por decreto, la contabilización y finalmente el abono por parte de Tesorería. "En cada uno de estos pasos se tarda el tiempo mínimo que a veces no llega a un día", detalla el responsable de Desarrollo Económico. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios