DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Coronavirus en San Fernando Residencia de la Cruz Roja: "El virus nos ha impactado duramente, han sido semanas muy difíciles"

  • El equipo directivo valora la intervención del SAS al medicalizar el centro y afirma que el centro recupera la normalidad 

Acceso principal a la residencia de la Cruz Roja de San Fernando. Acceso principal a la residencia de la Cruz Roja de San Fernando.

Acceso principal a la residencia de la Cruz Roja de San Fernando. / Román Ríos (San Fernando)

La residencia de mayores de la Cruz Roja, el foco más preocupante de coronavirus que se ha dado en San Fernando, recupera la normalidad tras unas semanas muy difíciles. Los últimos usuarios afectados por el Covid-19 que se han registrado en el centro han conseguido superar el contagio. Las pruebas realizadas ayer mismo confirman que ahora mismo no hay ningún residente positivo, como el propio centro informó a los familiares. 

Esta situación, explica la dirección de la residencia en un comunicado, permite normalizar su actividad ordinaria y reanudar los servicios. La primera planta, que en las últimas semanas se ha destinado a aislar a los residentes afectados, se ha cerrado. 

Aunque el retorno a la actividad habitual -explica- se está haciend paulatinamiente y por grupos "para garantizar al máximo la seguridad de todos los residentes". 

"Desde la semana pasada, parte de los residentes están haciendo vida normal en la residencia, haciendo uso de las zonas comunes, así como de los servicios del centro. Está previsto que para el 18 de mayo, estén todos ellos en la planta baja, haciendo su vida normal y cotidiana de siempre", explica. 

"En estos momentos, nuestro primer pensamiento está con los familiares de los residentes fallecidos por la Covid-19. El virus nos ha impactado duramente y han sido semanas muy difíciles. Hoy podemos confirmar que en la actualidad no hay ningún residente positivo en la residencia, pero seguimos trabajando extremando las medidas de precaución porque debemos asumir que todos vamos a tener que convivir con el virus hasta que tengamos una vacuna o cura", señala el equipo directivo. 

La dirección del centro, superadas estas complicadas semanas, hace balance y afirma que "las medidas tomadas desde el centro y la intervención de las autoridades sanitarias, habiéndose medicalizado la residencia desde un primer momento, han conseguido que la gran mayoría de los residentes afectados, se hayan curado; la creación de una zona de aislamiento, las medidas de protección personales y el modelo de medicalización del centro desde el SAS, han demostrado su eficacia".

"En todo este proceso, dadas las circunstancias, la residencia ha reforzado la comunicación con los familiares de los residentes, informándoles puntualmente de la situación y evolución de los casos mediante circulares, llamadas de teléfono y videollamadas. Estas últimas han permitido que los familiares pudiesen ver y hablar digitalmente con sus mayores, a través de una tablet", recuerda el equipo directivo, que traslada un "agradecimiento especial" a todos los familiares. "Nos hacemos cargo de lo difícil que ha sido para ellos esta situación, porque así lo hemos hablado, y sin embargo, han confiado en nuestro trabajo y nos han apoyado desde el primer momento".

El equipo de la residencia de Cruz Roja afirma estar trabajando ya en retomar las visitas de los familiares en cuanto lo indiquen y autoricen las autoridades sanitarias, aunque -precisa- tendrán que adaptarse a este nuevo escenario, extremando las medidas de prevención necesarias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios