LÍNEA DE FONDO

José Antonio / López / Jalopez@diariodecadiz.com

Aquellos marcadores

El Cádiz ha recuperado la esencia de la Torre de Preferencia ante la avería que afecta al marcador electrónico

Va a ser verdad aquel dicho que asegura que el tiempo da y quita razones. Seguro que más de uno se acuerda de aquella polémica que hace unos años acompañó la colocación de los marcadores electrónicos en Carranza. El Ayuntamiento de la ciudad colocó los suyos y se negó en redondo a que la Junta de Andalucía instalara en Fondo Sur otro marcador cuyo andamiaje, por cierto, se llevó abandonado en la acera varios meses.

Argumentó entonces el Consistorio de la capital que no hacían falta más marcadores en Carranza y que los suyos poco menos que eran los mismos que se utilizaban en los estadios de la Premier inglesa. El rifirrafe fue ganado por el municipio.

Ahora, varios años después, da vergüenza comprobar que el Cádiz no ha regresado solo deportivamente a la Segunda División B, sino que el propio marcador ha vuelto a ser el de esta categoría. El Cádiz, sí señores, ha recuperado la esencia de la añorada Torre de Preferencia y los goles de cada partido se vuelven a anotar casi de la misma manera. En un lugar además del estadio en el que no todos los espectadores pueden verlo.

Frente a esta chapuza, los aficionados pueden contemplar el único marcador municipal que permanece en las gradas, el más cercano a Fondo Sur y Preferencia, roto como seguramente están los marcadores de la Premier. Gracias a este evidente avance tecnológico, fruto de un miope enfrentamiento político -y van...-, los espectadores no tienen ahora la posibilidad de ir conociendo los goles que se van anotando en los otros partidos.

Igual hay que recuperar aquel antiguo y original marcador simultáneo, el que coronaba la antigua grada de fondo sur y en el que los resultados de la jornada se ofrecían mediante un código publicitario. Aquel marcador, finalmente desmantelado, no sabía de fallos electrónicos ni contratiempos. Ni tampoco de enfrentamientos políticos sin sentido.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios