Crónica de San Juan de Dios

Melchor Mateo

mmateo@diariodecadiz.com

Nuevo baile de directores técnicos en el Ayuntamiento de Cádiz

El Gobierno local prepara cambios en Emasa, Procasa, Onda Cádiz y Servicios Sociales

Entrada al aparcamiento municipal de Emasa en el Campo del Sur. Entrada al aparcamiento municipal de Emasa en el Campo del Sur.

Entrada al aparcamiento municipal de Emasa en el Campo del Sur. / Joaquín Hernández Kiki

La llegada de Podemos y Ganar Cádiz en el año 2015 al gobierno municipal traía consigo darle la vuelta al calcetín del Ayuntamiento después de dos décadas de teofilato. Fue una entrada llena de desconfianza, gente que accedía por primera vez a unas instituciones que pensaba que había un traje a medida del anterior inquilino. En el equipo de Kichi se instaló la idea equivocada de que podía haber topos en cualquier esquina, que muchos de los técnicos que estaban al frente de las distintas delegaciones podían ser unos estómagos agradecidos al anterior régimen del Partido Popular y que, por lo tanto, podrían tener problemas para gestionar.

Eso significó que en muchas de las áreas se quitaran a los directores de área que había hasta ese momento y se cambiaran por otros funcionarios municipales. Muy sonoro fue el caso por ejemplo del IFEF (Instituto de Fomento, Empleo y Formación) ya que cuando en primera instancia el Ayuntamiento de Cádiz se quedó sin fondos de la Edusi, la oposición percutió en que gran parte del problema había sido el cambio de líder.

En la Fundación de la Mujer estuvieron prácticamente tres años sin gerente porque lo que quería la concejala rompía con los requisitos a los que obligaba la oposición mayoritaria y es que, en cualquier caso, los directores de área salieran entre los funcionarios de la casa para no generar más gasto a las arcas municipales.

Sin hacerlo públicamente, el equipo de Gobierno reconoce que en algunos casos se equivocaron, tanto que algunos de los que en día se pusieron, después fueron quitados.

Otros han realizado una gran labor, como Jesús Oliden en Aguas de Cádiz, y algunos le fueron impuestos al equipo de Gobierno por la oposición cuando esta se hizo con la gestión de Onda Cádiz y la Fundación de la Mujer.

Con ese panorama de salida, tras una victoria holgada de Adelante Cádiz, la coalición presentada por Podemos y Ganar Cádiz, y con una mayor experiencia y conocimiento de la institución, salvo los dos casos citados de la Mujer y Onda Cádiz, podría haber una mayor estabilidad en la dirección técnica de las áreas. Sin embargo, el equipo de Gobierno va a darle una nueva vuelta de tuerca.

Al caso ya publicado de Pilar Tubío, que asumirá la dirección de Servicios Sociales, esta próxima semana se van a celebrar distintos consejos de administración que van a hacer oficiales estos cambios.En Emasa (Empresa Municipal de Aparcamientos) Jesús Martínez Caño, que llegó hace cuatro años a esta empresa, va a pasar a dirigir el organismo de la vivienda, Procasa. Martínez ya tiene experiencia en este campo porque dirigió hace años la Oficina de Rehabilitación del Casco Histórico de la Junta. Sustituirá a Cándida Marín, que quedará como asesora jurídica de la entidad. La Presidencia de Procasa ha propuesto que Martínez tenga un sueldo bruto anual de 63.346 euros, superior al que tenía la anterior gerente. Y a Emasa pasa como director otro abogado que estaba en Procasa, Carlos Álvarez Ossorio.

Por su parte, para Onda Cádiz se prepara el desembarco de Carmen Morillo, que estaba en el Consejo Audiovisual de Andalucía y que rompe la norma de que se busque el candidato entre los técnicos de la casa.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios