Armada española

El patrullero 'Vigía' hace escala en el puerto angoleño de Luanda

El patrullero 'Vigía' de la Armada Española.

El patrullero 'Vigía' de la Armada Española.

El patrullero de altura 'Vigía' de la Armada Española realizará su escala en Luanda desde el día 6 al 12 de septiembre como parte de su despliegue africano. Durante su visita, están planificadas diversas actividades de cooperación militar con la Marina de Angola para reforzar los aspectos de seguridad marítima, el conocimiento del entorno marítimo y la asistencia médica de primeros auxilios, entre otras actividades.

Además, se realizarán visitas oficiales a organismos nacionales de coordinación de seguridad marítima así como a otros lugares con el ánimo de estrechar lazos con el país anfitrión, como pueden ser el Museo Militar y la Base Naval.

En materia de apoyo a la diplomacia de defensa, están programadas visitas a autoridades civiles y militares angoleñas acompañadas por personal de la Embajada con el fin de fortalecer las relaciones diplomáticas entre ambos países. Además, está prevista una visita al buque por parte de autoridades de Angola.

Tras haber iniciado su despliegue a mediados de junio de este año, el buque entrará en Luanda tras haber recalado previamente en Mauritania, Cabo Verde, Ghana, Nigeria y República de El Congo. Su misión principal durante las escalas portuarias es contribuir al desarrollo y de las capacidades marítimas de los estados ribereños. Además, el 'Vigía' participa en las actividades pertenecientes al concepto de 'Presencias Marítimas Coordinadas' de la Unión

Europea, fortaleciendo las capacidades contra las actividades que puedan desafiar la seguridad marítima en el golfo de Guinea.

El 'Vigía' socorre a un pesquero a la deriva

Hace apenas una semana, el 'Vigía' tuvo que entrar en acción para auxiliar a los ocupantes de una embarcación de pesca que se había quedado a la deriva mientras navegaba por aguas de Angola.

A pesar de que la embarcación desconocía su propia posición y además no tenía capacidad de usar sus equipos de radio debido a que se encontraba sin corriente eléctrica, el 'Vigía' inició la búsqueda y consiguió detectarla. Después, se aproximó a corta distancia para establecer comunicaciones con su sistema de megafonía con el fin de identificar positivamente al pesquero, confirmar sus necesidades y proceder a darle auxilio enviando una embarcación con personal del servicio de máquinas para prestar asistencia mecánica al pesquero. Tras evaluar los daños y verificar que la avería no era subsanable en la mar, se consideró el remolque como la mejor de las opciones disponibles.

Para ello, en primer lugar, se embarcaron a los tripulantes del pesquero a bordo del 'Vigía', donde se les recibió con ropa de abrigo, asistencia sanitaria, alimentación y se les proporcionó una zona de descanso. Por último, se preparó la maniobra de remolque para poder trasladar la embarcación hasta un lugar seguro.

El personal del pesquero, de pequeño porte, informó que llevaba cinco días a la deriva tras quedarse sin propulsión el lunes 23 de agosto, a más de 70 millas de la costa de Angola, con cinco tripulantes a bordo sin comida ni bebida. Los náufragos fueron recibidos en el “Vigía” hasta arribar al puerto de Luanda.

Por otro lado, el 'Vigía' contactó con el Centro de Operaciones Marítimas de Angola, así como con sus autoridades militares con el fin de coordinar la transferencia de las cinco personas y la embarcación averiada hasta las proximidades del puerto de Luanda (Angola).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios