DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Coronavirus en Cádiz

Coronavirus en Cádiz: El primer dique ante nuevos brotes

  • La Atención Primaria prepara medidas ante la nueva normalidad, donde primarán las consultas telemáticas y telefónicas 

  • El Puerta del Mar mantendrá en el futuro las restricciones para las visitas

Diego Melero, a la derecha, con parte de su equipo del Centro de Atencion Primaria de Casines, en Puerto Real. Diego Melero, a la derecha, con parte de su equipo del Centro de Atencion Primaria de Casines, en Puerto Real.

Diego Melero, a la derecha, con parte de su equipo del Centro de Atencion Primaria de Casines, en Puerto Real.

Cuando pase todo lo que tenga que pasar, cuando la nueva normalidad sea de verdad palpable y no sólo un concepto que corre de boca en boca entre políticos desbordados, la Atención Primaria debe convertirse en el primer dique para frenar al virus mamarracho este que nos ha cogido a traición como una ola solitaria. Serán ellos, los médicos, enfermeros, auxiliares, administrativos… todo el personal sanitario de los centros de Atención Primaria los que tendrán que arremangarse –más aún– para plantarle cara a nuevos brotes.

Para intentar conocer un poco más cómo han vivido la pandemia y qué esperan del futuro, este diario ha hablado con varios protagonistas de la Atención Primaria, un servicio que se antoja absolutamente vital pero que, también hay que decirlo, puede sufrir importantes cambios tras el brote de coronavirus. El Covid-19 marcará un antes y un después. Veamos algunos de esos cambios que se esperan.

Para empezar hay que decir que esa vuelta a la normalidad asistencial en los centros de Atención Primaria y los hospitales, anunciada por el presidente andaluz, Juanma Moreno, en días pasados, será realidad algo más tarde de lo anunciado. Por ahora, tanto los hospitales como los centros de salud lo que quieren es potenciar todas aquellas medidas que han dado buenos resultados durante la pandemia, caso de las consultas telemáticas y las consultas telefónicas. “No tiene sentido hacer venir a un paciente para comentarle los resultados de su analítica y poco más. Con los medios técnicos de que disponemos, podemos hacer el trabajo más fácil para los sanitarios y más cómodo para los pacientes”, comenta un jefe de coordinación del SAS. “No sólo queremos mantener estas consultas, sino potenciarlas”.

En los hospitales de la Bahía también se quiere establecer un plan para la gestión de las visitas “más humanizado” y que evite “las imágenes de los pasillos llenos de gente que no sabía muy bien a qué iba a los hospitales”.

Paso a paso, la normalidad va recuperando algo de terreno en hospitales como el Puerta del Mar, donde la zona de Urgencias para los pacientes sospechosos de Covid-19 se mantendrá, aunque con un menor espacio: “Vamos a redimensionar la zona para aprovechar algo de espacio que necesitamos para otras patologías” añade este responsable, antes de añadir que “la idea que nos trasladan es la de abrir consultas poco a poco”. El circuito de urgencias ya no contará con la carpa roja que se hizo necesaria en el pico de la pandemia. “Ahora la gente accederá a urgencias como siempre”, concluye.

Todavía no hay un protocolo definido y común por parte de la Junta de Andalucía

En los centros de Atención Primaria todavía hay poca concreción. Diego Melero, director del Centro de Salud de Casines, en Puerto Real, reconoce que hay nuevos protocolos pero que aún están en estudio. “No cabe ninguna duda que la Atención Primaria va a tener un papel importante en la lucha contra el coronavirus. Ahora es posible que desciendan los casos, pero la llegada del otoño puede hacer que se multipliquen y tendremos que estar muy atentos. Por fortuna esta vez nos cogerá más preparados, porque tanto los pacientes como los propios profesionales hemos pasado momentos duros”.

Durante este tiempo, Atención Primaria ha cerrado las puertas de sus centros, permitiendo la entrada sólo a los casos graves. “Se han suspendido las operaciones de cirugía menor que no eran urgentes, que son amplia mayoría en estos casos, y estamos atendiendo por teléfono. Sólo cuando realmente necesitamos ver a un paciente para evaluarlo los hacemos venir al centro”.

Diego reconoce que muchas de las llamadas que están recibiendo son de personas con problemas de ansiedad y del sueño. “Estamos notando que muchas personas, no solo pacientes que ya están siendo tratados por Salud Mental, están teniendo graves problemas de ansiedad, insomnio, ataques de pánico… Esta es una situación que puede agravarse en los próximos meses, por eso ya hemos alertado de que es muy posible que los pacientes derivados a Salud Mental aumenten de manera considerable”.

Entre los profesionales sanitarios este problema también existe. “Miedo hemos tenido, claro, te enfrentas a lo desconocido. Muchos días llegaban pacientes con síntomas de covid y había que atenderlos. Ponerse una bata EPI y todo lo demás. Hemos tenido diferentes circuitos para las personas con problemas respiratorios pero eso no quita que a las cuatro de la mañana te despiertes haciéndote mil preguntas y ya no puedas volver a conciliar el sueño. Lo importante es que ahora el material está llegando, tenemos mascarillas, guantes, geles, pantallas, que al principio de la pandemia escasearon”.

Diego también comenta que a todo el personal de su centro les han practicado los test para detectar la enfermedad y que no se ha encontrado ningún caso positivo.Situaciones parecidas ha vivido Alberto García, que es el coordinador de enfermería del centro de Atención Primaria del Mentidero, en la gaditana calle Cervantes. “Todos somos personas, con las mismas incertidumbres y preocupación que todo el mundo ante una enfermedad tan desconocida. Es una situación única”.

Profesionales de Atención Primaria reconocen haber sentido miedo

Alberto comenta que ante cualquier sospecha de paciente contagiado “nos protegemos nosotros mismos y también a la ciudadanía, porque no podemos olvidar que hay personas con patologías agudas y crónicas que no pueden dejar de venir a los centros de salud”.

En su caso, al igual que el doctor Melero, también piensa que la atención telemática va a ir ganando peso desde ahora. “Hay seguimientos de pacientes que pueden hacerse desde casa. Esto nos va a servir de experiencia y va a haber un antes y un después. No hay por qué soportar aglomeraciones en los centros de salud para simplemente renovar una receta”.

De momento ni Alberto ni sus compañeros conocen el Plan que el SAS está desarrollando para la Atención Primaria. “Cada centro está diseñando sus propios protocolos según su estructura, y poco a poco se irá poniendo todo en común. Hay que tener en cuenta que hay centros, como el nuestro del Mentidero, muy pequeños, y es más complicado de esta manera guardar la distancia de seguridad”.

Otra labor muy destacada que están realizando los enfermeros “es la de visitar a enfermos más vulnerables o que no pueden salir a la calle. Incluso El Corte Inglés nos ha donado tres tabletas que las estamos utilizando entregándola a personas mayores para que puedan ver a sus familiares a través de videollamadas. Es una labor muy bonita”.

Más preocupada está Carmen, médico de Atención Primaria de otro centro de la Bahía de Cádiz. “De momento todo el plan de Atención Primaria es una gran mentira, ideas que van y que vienen, protocolos que cambian en horas sin concretar nada. De momento estamos trabajando sobre todo de manera telemática, aunque claro cuando llegan pacientes con síntomas covid hay que ponerse todas las protecciones posibles. Esto puede ser peor cuando lleguen los periodos de vacaciones, porque si antes llevábamos hasta dos y tres cupos de pacientes, ahora no quiero ni pensarlo”, dice.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios