El Puerto

Protesta de los trabajadores del Caballo Blanco

  • Hoy se concentrarán en la puerta del antiguo hotel por la propuesta de la empresa de despedirlos

Los trabajadores del antiguo hotel Caballo Blanco se manifestarán hoy a las puertas de este edificio para protestar por su situación. Ayer finalizó el ERE (Expediente de Regulación de Empleo) temporal que les afectaba y, en teoría, hoy deberían volver a sus puestos de trabajo. Sin embargo, ni siquiera se ha iniciado la construcción del nuevo hotel que en teoría debía sustituir al antiguo Caballo Blanco.

La propietaria del inmueble, la sociedad Aicosur (conformada por la promotora Comunidades del Sur y la constructora Hogar Sur) ha iniciado una negociación individual con los 20 trabajadores del centro para despedirlos.

Los trabajadores denunciaron ayer la propuesta que le ha realizado la sociedad, que calificaron de "ridícula". Según el colectivo, les plantea una indemnización económica de 20 días de salario por año trabajado, pero parte de esta cantidad debería ser sufragada por las administraciones públicas a través del fondo de garantía salarial.

Al no aceptarlo, los trabajadores aseguran que Aicosur les ha amenazado con "un despido colectivo", lo que supone una indemnización menor. El 1 de noviembre de 2006 Aicosur cerró las puertas del Caballo Blanco con la intención de construir un nuevo establecimiento hotelero. Sin embargo, esta iniciativa está paralizada porque no se le ha permitido ejecutar el proyecto que barajaba.

Su intención es la de hacer un hotel, un aparta hotel y una gran zona comercial. Ésta última es la que ha provocado la parálisis del proyecto puesto que la normativa urbanística de la zona no permite una instalación de las características que plantea Aicosur (ocuparía un tercio de la zona edificable, unos 6.000 metros cuadrados). Sí se autorizan estos usos pero a una menor escala y siempre como complemento de los establecimientos hoteleros.

La propietaria obtuvo la licencia de obras en noviembre de 2007 y garantizó que las obras se iniciarían a principios de 2008. No obstante, la autorización municipal condicionaba la ejecución del proyecto comercial a que fuera autorizada por la Junta de Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios