El parking de Pozos Dulces se eterniza El nuevo Gobierno de PP y Cs hereda la patata caliente del aparcamiento

  • Las obras llevan ya varias semanas prácticamente paradas

  • La fase de la cubierta sí está casi terminada, pero la constructora Gyocivil no da el paso de iniciar la excavación

Las obras del aparcamiento de Pozos Dulces dan la impresión de estar totalmente paradas desde hace semanas. Las obras del aparcamiento de Pozos Dulces dan la impresión de estar totalmente paradas desde hace semanas.

Las obras del aparcamiento de Pozos Dulces dan la impresión de estar totalmente paradas desde hace semanas. / Andrés Mora

Comentarios 3

Hay proyectos que nacen torcidos y cuesta mucho trabajo enderezarlos. La construcción del aparcamiento subterráneo de Pozos Dulces no ha podido atravesar por más problemas y contratiempos, y tanto es así que el nuevo equipo de gobierno formado por Partido Popular y Ciudadanos se encuentra ahora con la patata caliente de tomar decisiones para que se puedan terminar unas obras que han tenido la ciudad cortada en uno de sus principales accesos al casco histórico durante más de seis años, desde que comenzaron las excavaciones previas a la obra, en 2014.

Desde hace ya varias semanas la constructora responsable de los trabajos, Gyocivil, mantiene apenas una presencia testimonial de operarios en el tajo, de manera que aunque siempre hay varios trabajadores en la zona da la impresión de que están allí para cubrir el expediente y que no se pueda afirmar que la obra se ha abandonado.

Uno de los pocos trabajadores que siguen estos días a pie de obra. Uno de los pocos trabajadores que siguen estos días a pie de obra.

Uno de los pocos trabajadores que siguen estos días a pie de obra. / Andrés Mora

Lo cierto es que con los trabajos de enlosado de la cubierta prácticamente listos, el siguiente paso que se debería iniciar es el de la excavación del subterráneo, una de las fases más delicadas, y la empresa parece no estar dispuesta a dar este paso en tanto no se tenga bien atada la financiación completa de la obra, para cuya conclusión total faltarían unos dos millones de euros. Esta fase debería acometerse, además, de forma paralela a la urbanización de la superficie, cuyo proyecto ni siquiera se ha presentado todavía ante el Ayuntamiento.

Estas delicadas circunstancias vienen a unirse además al reciente cambio de gobierno, que de una u otra forma podría traer consigo otro punto de vista con respecto al futuro de este proyecto. Ya en su momento por parte del Consejo de Administración de Impulsa se estudió una fórmula planteada por el socio privado de la sociedad Impulsa Aparca S.L, promotora del aparcamiento, participada al 50% por AC Jessica Andalucía y por Impulsa El Puerto. Esta propuesta consistía en dar entrada a un socio inversor privado, a cambio de que el Ayuntamiento salga de la sociedad.

En su momento, cuando se planteó esta propuesta, Izquierda Unida -aún por entonces en el gobierno- la rechazó de plano, pero ahora con el nuevo gobierno de centro derecha podría ser más fácil que se aceptara esta posible solución.

De momento el nuevo alcalde, Germán Beardo, ya ha solicitado información sobre el estado exacto del proyecto y en pocos días, cuando se conforme el nuevo Consejo de Administración de Impulsa El Puerto, habrá que adoptar decisiones de futuro para evitar que los trabajos se queden atascados por los siglos de los siglos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios