cádiz c.f.

"El coco viste de amarillo"

  • Iñaki Alonso se muestra orgulloso por el respeto que se ha ganado su equipo, el Real Unión, pero asegura que "el rival que todos querrán evitar en el caso de jugar la fase de ascenso será el Cádiz"

Presidentes, directivos, entrenadores, directores deportivos, jugadores y aficionados de los equipos de los cuatro grupos de Segunda B pudieron ver por la televisión cómo el Real Unión eliminaba al Real Madrid de la Copa. También pudieron ver cómo el Poli Ejido, con goleada incluida, dejaba en la cuneta al Villarreal. Mientras, el Cádiz no salía por la tele: asentado en el trono del liderato del grupo IV, se había despedido del torneo del k.o. expulsado por su bestia negra de esta temporada: el Conquense.

El débil acabó cediendo ante el fuerte y tanto el Real Unión como el Poli Ejido se despedían de la Copa ante Betis y Espanyol, respectivamente. El Poli ha perdido fuelle en la segunda vuelta, pero el Real Unión sólo mira hacia arriba y no ha experimentado bajón alguno. Todo lo contrario: es líder del grupo I con siete puntos de diferencia sobre el segundo clasificado, la Cultural Leonesa, y tiene al quinto, el Barakaldo, respirando con problemas a 13 puntos.

Iñaki Alonso, entrenador del Real Unión, atendía ayer a este periódico poniendo de inicio los puntos sobre las íes: "Queda un mundo y no vamos a dar la fase de ascenso por hecha hasta que la hallamos logrado matemáticamente. Nosotros no somos el Cádiz, quedan 11 partidos por jugarse y aún tenemos que hacer visitas a campos muy complicados".

Alonso no tiene inconvenientes en analizar una hipotética fase de ascenso y se muestra "orgulloso" del respeto que se han ganado sus jugadores, pero seguía poniendo los puntos sobre las íes: "El Cádiz es el equipo más fuerte de la categoría. Por historia, presupuesto, plantilla y afición es el rival que todos querrán evitar en el caso de jugar la fase de ascenso. Y, además, se ha reforzado muy bien en el mercado de invierno. Me consta que ya han venido a vernos en cinco o seis ocasiones, pero que nadie se engañe, el verdadero coco de Segunda B viste de amarillo, no somos nosotros. Nuestro mérito radica en haber hecho una plantilla compensada entre veteranía y juventud, pero tenemos uno de los presupuestos más bajos, no hay que olvidarlo".

Julio Peguero sonreía al conocer las palabras de Alonso. "Parece que se nos valora más fuera de Cádiz que dentro", se decía. El director deportivo del Cádiz, que adelantaba que la renovación de Enrique no va a ser flor de un día, reconocía que "Barla ya ha visto a todos los posibles rivales". "Y varias veces", apostilló Peguero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios