Tráfico Las cámaras que multarán en Cádiz por entrar en el centro de la ciudad sin cumplir los requisitos

Fútbol | Primera Andaluza

Bazán y Chiclana empiezan la batalla por el ascenso

  • El Municipal de Sacramento, escenario de la ida de una primera eliminatoria con gran rivalidad.

Bazán y Chiclana CF disputan este domingo el primer envite de unos play off de ascenso que tienen tintes de emoción, igualdad y, sobre todo, pasión. El destino, y por supuesto los resultados obtenidos, ha hecho que isleños y chiclaneros, curiosamente los clasificados en la primera posición las dos últimas temporadas en el grupo de Primera Andaluza, se disputen un puesto en la gran final. El pistoletazo de salida se produce en el Municipal de Sacramento.

El partido ha levantado una gran expectación en ambas ciudades y está previsto que sean numerosos los aficionados chiclaneros que acudan al campo isleño. A su vez, todo parece indicar que la afición del equipo aurinegro responderá cuando más falta hace a los hombres de Jesús Pecci, en el tramo más importante de la temporada.

De esta forma, sobre el papel se trata de un gran encuentro entre dos equipos que han demostrado durante la temporada regular que podrían estar perfectamente la campaña que viene en División de Honor Andaluza. La rivalidad predomina por encima de cualquier cosa, aunque ambos conjuntos son conscientes de que se trata de un partido de 180 minutos, en un principio, y que no será, ni mucho menos, definitorio lo que ocurra sobre el césped sintético del Municipal de Sacramento.

Lo que sí parece claro, y ninguno de ellos esconde sus cartas, es que ambos técnicos se conocen de sobra, tienen bien estudiados a los rivales y son conocedores, tanto unos como otros, de las virtudes y de los defectos del adversario, lo cual es una gran baza a la hora de plantear el partido.

Jesús Pecci es claro al señalar que "el Chiclana es un gran equipo, con grandes efectivos, y ha realizado una gran campaña, porque terminar primero no es una casualidad sino el fruto del trabajo efectuado durante muchos meses. A nadie se le escapa que el Chiclana, por historia, es un equipo de Tercera División".

Por su parte, Lupi cuenta que ha preparado el duelo contra el Bazán con la ventaja de tener "un conocimiento muy amplio sobre el rival, tras habernos enfrentado dos veces. A partir de ahí hemos trabajado las virtudes y los defectos o posibles carencias que pueda tener el Bazán. Es en ese contexto donde hemos centrado el trabajo de casi toda la semana".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios